Imágenes de páginas
PDF
EPUB
[ocr errors]

ENSAYO DE NOMENCLATURA

DE LAS MONEDAS ACUÑADAS EN ESPAÑA

DESDE

LA INVASION ÁRABE POR LOS PRÍNCIPES CRISTIANOS.

Nadie mejor que nosotros sabe que esta nomenclatura ni es completa, ni tampoco puede serlo; las tinieblas que oscurecen los primeros tiempos de la reconquista serán difícilmente desvanecidas. Hemos reunido cuantos datos pudimos alcanzar, y de ellos, despues de comprobados, hemos extractado lo que sigue (1).

AGNUS DEI.

1 Moda castellana de vellon de los reyes Juan I y II, tenian por una parte

І una Y coronada y por la otra el cordero de San Juan Bautista. (Véase tomo I, págs. 71 y 93 y lám. 9 y 12 núms. 1 á 10, 15 á 18.).

ÁGUILAS.

Moneda castellana de oro de los Reyes Católicos, que se llamaban tambien excelentes; su tipo era por un lado dos cabezas coronadas y por el otro una Águila sosteniendo las armas de dichos reyes.

ALFONSIS.

Moneda castellana de oro de Alfonso XI. (Véase tomo I, pág. 51 y lám. 6 núms. 1 á 4.)

ARDITES.

Monedas catalanas de vellon y de cobre, del valor de un dinero catalan,

(1) Los principales documentos que utilizamos son:
1.° Las leyes, ordenanzas y escrituras del tiempo.
2.• Las monedas mismas.
3.° Los autores que han tratado el mismo asunto y entre ellos:

Avila (Gil Gonzalez de), Cantos Benitez, Carlos III, rey de Navarra (su archivo), Castro y Caballer), Covarrubias, Lamas (Manuel del, Lastanosa, Saez (el padre Liciniano), Salat, y en fin, el Memorial numismático publicado estos últimos años en Barcelona.

los acuñaron los reyes D. Felipe IV, Luis XIII y Felipe V. (Véase tomo II, págs. 100 á 103 y lám. 82, 84 y 85.

BARBA ROBEA Ó BARBOTS.

Moneda catalana de oro que circulaba en el Principado en los prinieros años del siglo xil con el nombre de Morabetin de la Barba roge. (Véase Salat, págs. 101 y 175.)

BINO (MONEDA DE).

Moneda designada así en Salat y que debe ser la palabra Billó, mal leida segun Mr. de Long Perrier. (Revista numismática, 1814, pág. 294.)

BLANCAS.

Moneda de vellon de Castilla, que empezó probablemente en tiempo de don Pedro I y duró hasta los Reyes Católicos. (Véase tomo I, Pedro I, núm. 10, Enrique II, núm. 11, Enrique III, núms. 25 á 27; Juan II, núms. 6 y 7, 19 á 21, Enrique IV, núms. 26 á 52; Alfonso de Castilla pretendiente, núms. 4, 6 y 7, y

6 los Reyes Católicos, núms. 19 á 57.)

BOSONOYA (MONEDA DE).

Moneda de vellon citada en un privilegio de D. Pedro IV de Aragon de 1343, citado por Marquilles in usat moneta, fol. 195. Col in fine. «Monetam sive Bossonayam, Billonum, vel Balconayam quamlibet, moneta Barchinonensi dumtaxat exceptat. »

BRUNA (MONEDA).

Probablemente vellon negro: «Anno Domini MCC currebat Barchina moneta quæ dicebatur Bruna, et duravit usque in anno MCCIX.» (Cronicon Barcinonense, citado por Pedro de Marca, pág. 175.)

Esta moneda que segun el Cronicon duró solamente nueve años, no fué exclusivamente propia de Barcelona; “pero de las demás ciudades que labraban moneda con mucha liga.» La moneda de Manresa y la de quaterno tambien se llainó moneda bruna. De la primera consta en una escritura de venta de 17 de Enero de IIII, con la cual Pedro Mercurio y su mujer, vendieron al prior de Monserrat un Manso, en el término de Guardiola, por precio de doce sueldos, moneda de Manresa, nombrada bruna. De la segunda lo asegura Marquilles: «moneta quaternalis Bruna ut quidam referunt.» in usat. solid. aur., fol. 360.) » (Salat, tomo I, pág. 109.)

(

BUGANCIA.

Moneda de vellon citada por Antich Roca, escritor del siglo xvi, el cual en su libro de aritmética, lib. 3, cap. V, atestigua que vió notado en los libros de la Seca de Barcelona (cuyo paradero por más diligencias que he practicado no he podido averiguar) que el Conde D. Ramon Berenguer, en el año 1138, mandó labrar una moneda nombrada Bugancia, cuyo marco de plata valia cincuenta y un sueldos. (Salat, tomo I, pág 172.)

CASTELLANOS.

Moneda de oro castellana; este nombre se daba á los alfonsis de oro, á las doblas, á los Enriques y á los excelentes. (Véanse estas monedas.)

y

CHAMBERGOS Ó XAMBERGOS.

Moneda catalana de plata, y la misma que los Croats ó reales de plata. (Véanse estos nombres. Salat, tomo I, pág. 157.)

CINQUEN.

Moneda castellana de vellon, y la misma que las Blancas. (Véase tomo I, página 87, y moneda de Enrique III, núm. 25.)

CORNADOS.

Moneda castellana de vellon, se llamaba tambien dineros cornados, probablemente por motivo de la cabeza coronada del anverso. (Véase Sancho IV, núms. 4 á 8; Fernando IV, 1 á 8; Alfonso XI, 6 á 15; Enrique II, 12 á 21; ENRIQUE III, 19 á 24, 25 y 27 á 30; Juan II, 4 y 5.)

CORT.

Véase CUATERNO.

CROATS.

Moneda barcelonesa de plata, acuñada desde D. Pedro III hasta Felipe V.

Los croats se llamaban tambien dineros de plata barceloneses, gruesos blancos y reales de plata. Su nombre les viene de Croat (CRUCIATUM), de la cruz grande que llevan en el reverso.

CRUZ (DINERILLOS DE LA).

Moneda aragonesa de vellon. (Véase Carlos II, lám. 76, núm. 3, y Cárlos de Austria, en la misma lámina, núm. 1.) Fué abolida esta moneda el año de 1718.

CRUZADOS (DOBLAS).

Moneda de oro castellana; tambien se llamaba castellano. Se encuentra descrita en un documento de D. Miguel Carbonell, de fines del siglo xv, de es modo: «Se coner que de la una part ha un Rey coronat é daltre part ha dos leons é dos castells la un contre el altre. E deu pesar I Flori é XXII grans val XVIII sol es á ley de XXIII quirats é III quarts.» (Salat, tomo II pág. 89.)

CUATERNO.

Moneda de vellon catalana, creada por D. Pedro II de Aragon por decision del IX de las Calendas de Abril de 1212; su fabricacion duró sólo 12 años; la llamaron tambien moneda de Cort, y su pasta se componia de cuatro marcos de plata y de ocho de cobre. (Salat, tomo I, pág. 3.)

y

CUERNS.

Moneda catalana desconocida, citada por Bosch (titols de honor de Cataluña), lib. 4, cap. 27, pág. 240. (Salat, tomo I, pág. 174, núm. 14.) Es probable que los cuerns era el nombre dado en Cataluña á los cornados.

DIEZ Y OCHENOS.

Moneda de plata efectiva del reino de Valencia y que tenia curso en el de Aragon; su valor era en monedas de Valencia 1 sueldo, 9 dineros y trece 15 avos de otro, y en monedas de Aragon 1 sueldo, 6 dineros y 2 tercios de otro; en fin, en dineros de los dos reinos, 22 dineros y 2 tercios de otro. (José Inocencio Aparici en su Norte fijo &.' de 1741.) (Véase tomo II, lám. 102, Cárlos II, núms. 4, 5 y 6.)

DINEROS.

La palabra dinero viene del denario romano, cuyo valor era el de diez ases. Antiguamente en Castilla diez maravedíses hacian un dinero, despues su valor y su ley cambiaron continuamente; en el siglo xi eran los dineros de plata con muy poca liga, pero llegaron á ser de verdadero vellon. Habia dineros de Castilla, viejos y nuevos, dineros barceloneses, jaqueses, prietos de Navarra, etc nombres que se les daba segun el país que los acuñaba.-En el siglo vin un dinero de Aragon valia 20 de los de Castilla, 1 y 5/16 de los de Cataluña ó 1 y "/s, de los mismos segun se hacian los pagos en oro ó plata.

Los documentos anteriores al siglo xiv mencionan a menudo los dineros de oro, pero no parece que hayan sido acuña los por los principes cristianos; los árabes daban el nombre de dinars á sus monedas de oro.

Hemos visto al hablar de los ardites, que estos y los dineros catalanes eran una misma moneda, cuya mitad se llamaba malla. Todos los reyes de Castilla hasta Enrique II acuñaron dineros; en Cataluña esta fabricacion duró hasta Felipe V.

DINERILLOS.

En Cataluña y Aragon llamaban dinerillos de la cruz una moneda de vellon acuñada en Aragon que valia la mitad de un dinero; era tanto como una malla ó un óbolo. La fabricacion de los dinerillos de la cruz de Aragon, que ya en tiempo de Carlos II eran de puro cobre, fué suprimida de real orden en 1718.

DOBLAS.

Monedas de oro de Castilla que valian dos escudos de oro. Tomaban el nombre de Doblas mayores, las que valian 4, 8, 16 y más escudos. (Véanse las monedas de D. Pedro II, Juan II, Enrique IV y de los Reyes Católicos.) Las Doblas de la banda de ley inferior á las demás fueron emitidas sólo por don Juan II. (Véase tomo I, pág. 94.)

DOBLERS Ó DOBLENCAS.

Monedas de vellon á la ley de tres dineros, creadas por Fernando el Católico en 1510 y 1513; tenian veinte sueldos, ocho dineros por marco, y cada onza debia rendir treinta y uno, y el marco doscientos cuarenta y ocho: en un lado llevaban la cabeza real, y en el otro las armas de la ciudad. (Véase tomo II, pág. 88, lám. 80, núms. 5 y 6.)

DOBLONES.

Monedas de oro de Castilla; son las doblas modernas; empezaron a tomar este nombre las fabricadas por Felipe II y todavía llaman doblones las monedas de oro de á 2, 4 y 8 escudos oro, cada uno de cuarenta reales de vellon

y acuñados desde Felipe II hasta Isabel II. Felipe IV acuñó doblones de á 100 escudos ó de 4000 reales de vellon. (Véase tomo I, pág. 175.)

Tomo III.

28

« AnteriorContinuar »