Imágenes de páginas
PDF
EPUB

ADVERTENCIA.

Este bosquejo histórico, que lleva por titulo el nombre de Hernan Perez del Pulgar, el de las hazañas, contiene un breve resúmen de la vida У proezas de aquel esclarecido varon, que no ha alcanzado hasta ahora, al menos que yo sepa,

la fa. ma y nombradía de que se hizo merecedor; debiendo confesar por mi parte, aunque con rubor lo confiese, que cuando de vuelta estos últimos años á mi patria, vi representar en el teatro de Granada, con el gozo que escitan los recuerdos de la niñez, la toma de aquella ciudad y el Triunfo del Ave Maria ; cuando ví aparecer en la escena á Hernando del Pulgar, penetrar en el seno de una capital eneiniga, y pegar fuego con una hacha encendida á mezquitas y plazas, saliendo sano y salvo de entre la confusion y el tumulto , aplaudi con buen ániino el celo del poeta en presentar a la vista del público hechos tan portentosos para realzar la gloria castellana; pero me quedó el escozor de que fues en parto de su inventiva, contando sobradamente con la indulgencia de los espectadores.

Sospeché no obstante que tal vez aquel hecho, aunque abultado con ficciones y fábulas, tendria algun fundamento de verdad; confirmándome en ello

lo que en la propia comedia se expresaba, y de que habia quedado en Granada una confusa tradicion; á saber : que el mismo Hernando del Pulgar por premio y galardon de sus servicios habia pedido á los Reyes Católicos los molinos del reino de Fez. Imposible me parecia que una especie tan singular y peregrina fucse mera invencion ; y como que advertia en aquella generosa propuesta el sello de la nobleza y altivez castellana en aquellos venturosos tiempos , de que no queda sino amarga memoria.

Por salir de una vez de mis dudas é incertidumbre, rogué al actual Marqués del Salar, poseedor de la casa de los Pulgares, que ine franqucase su archivo : hízolo de buen grado, y apenas satisfice mi curiosidad, y sayqué varios materiales

para

otra obra que traigo entre manos, creció en mí la codicia y afan de beneficiar aquella mina.

Varios y n'y preciosos fueron los documentos que encontré en dicho archivo, y por lo mismo me dolió nias la falta de otros , no menos importantes, sin los cuales no era posible bosquejar el retralo de tan gran caudillo. Resuelto sin embargo á no desistir de mi intento, y antes bien aguijoneado por las mismas dificultades, registré con esmero antiguas crónicas y anales para ver la luz que arroja “ ban acerca de los hechos de Hernando del Palyar;

habiéndome trasladado a la corte , aproveché la

(vi) ocasion que se me presentaba de solicitar documentos de algunas secretarías y archivos, y de buscar en las academias y bibliotecas las noticias que tanto anhelaba.

Quiso la buena suerte qne di al cabo con una obra compuesta por el mismo Palgar, el de las hacañas, curiosa

por

el nombre del autor y por el héroe que en ella se ensalza (el famoso Gonzalo de Córdoba); y siendo muy escasas las noticias que acerca de dicha obra se tienen comunmente , y rarisimos los ejemplares de ella, me he decidido á reimprimirla por entero como un monumento his. tórico

que
no debe

yacer en olvido. Con no menos diligencia, aunque no con tan buena dicha, rastrcé el paradero de una historia M. S. , en que se trataba de propósito de la vida у hazañas de Hernando del Pulgar; obra tanto mas apreciable , cuanto parece que tuvo por autores á dos parientes de aquel caudillo, y que probablemente tendrian á la mano documentos de la casa, que ya no existen. Mas no habiéndose hallado ni en Granada ni en Loja aquel precioso M. S., me ha sido forzoso contentarme con las noticias

que

de él se sacaron para

trasladarlas á otra obra, que en razon de esta circunstancia adquiere mayor crédito (1).

(1) Titúlase esta obra Historia de la Casa de Herrasti, escrita por Don Juan Francisco Percz de Herrasti, oc

Por estas brcves indicaciones es fácil venir en conocimiento de que no ha estado á mi alcance escribir, cual fuera de desear , la vida del ilustre candillo, satisfaciendo plenamente mi propio anhelo y la curiosidad de los lectores ; y que harto tiempo y trabajo ha sido menester para rebuscar aquí y alli datos y noticias , coordinar materiales, y presentar la imágen del insigne guerrero, ya que no completa, bastantemente parecida.

Su nombre , sus hazañas, sus singulares prendas , la patria en que vivió, aquella edad tan fecunda en portentos, convidaban naturalınente á dar al estilo y al lenguage de esta obra cierta gala y lozania , que no consintiera tal vez asunto mas severo; y me ha parecido, no sé si con razon, que podia bosquejarse el retrato de un héroe de aquel temple con vivos colores y matices, que lejos de : desfigurarle, contribuyesen á darle realce, movimiento, vida.

tavo señor de dicha casa, etc. Imprimióse en Granada, año de 1750. En esta obra se dice lo siguiente : “Hernan Perez del Pulgar y Osorio, Señor de la Casa de Pulgar, llamado el de las huzañas por las muchas que obró en la conquista del reino de Granada, de que hay escrito un libro entero (autores Don Martin de Angulo y Pulgar, y Don Gerónimo Sandoval; es M. S., y su fecha en Loja, año de 1650 ): y referirlas aqui todas, fuera asunto prolilijo,

, aunque no dejaremos de tocar tal cual suceso.

[merged small][ocr errors]

HERNAN PEREZ DEL PULGAR,

EL DE LAS HAZAÑAS.

(

en

"E

porque es cosa justa é muy razonable a los que las semejantes cosas facen de les gratificar é memorar tal manera que otros viendo aquello trabajen de hacer semejantes autos de virtud y hazañas... Así se expresaba el Señor Rey Don Carlos I, al conceder á Hernan Perez del Pulgar singulares honras y mercedes (1); y si en todos tiempos y lugares se tuvo por loable costumbre perpetuar la fama de los claros varones , aun mas provechoso deberá serlo hoy dia, en que enflaquecidos los animos y deslustrada la gloria castellana , urge desenterrar del polvo la memoria de antiguos hechos, para que nos sirvan de estímulo y de ejemplo, ó al menos de castigo, sacándonos las colores al rostro.

Entre los muchos héroes con que se honra España, pocos habrá habido que llevasen á cabo tan grandes empresas у

de fama tan pura y sin mancilla como Hernan Perez del Pulgar , cuya vida nos proponemos bosquejar en este estrecho cuadro; y pocos hay tambien de quien se tengan mas escasas noticias, no solo en naciones extrañas, donde apenas

ha llegado el eco de su nombre, sino dentro de los términos de España , que ilustró con sus hechos. Dos circunstancias singulares han contribuido, mal

pecado , á que no alcance tan esclarecido varon la fama que

!

« AnteriorContinuar »