Imágenes de páginas
PDF
EPUB
[merged small][merged small][ocr errors][merged small][merged small][ocr errors][merged small][merged small][merged small][ocr errors][merged small]

Y LAS CORRECCIONES Y NOTAS
añadidas por Don EUGENIO DE LLAGUNO AMIROLA ,
Caballero de la Orden de Santiago , de la Real

Academia de la Historia.

TOMO II.

QUE CONTIENE LAS DE
DON ENRIQUL II. D. JUAN I. Y D. ENRIQUE III.

EN MADRID: EN LA IMPRENTA DE DON ANTONIO DE SANCHA.

AÑO DE M. DCC. LXXX.

Se hallará en su Libreria en la Aduana Vieja.

[ocr errors]

Shariah

EL EDITOR.

12-19-30 22795

PA

Ara la correccion de las Crónicas de Don En

rique II. y Don Juan I. se han usado los

mismos MSS. y la misma diligencia que para la del Rey Don Pedro : y solo se nos ofrece decir, que en la de Don Enrique ha sido forzoso variar el orden de algunos capítulos poniendolos en los Años á que corresponden, como se advierte en las Notas. La Crónica de este Rey es la menos ordenada y mas diminuta de todas las que escribió Don Pedro Lopez de Ayala , de tal manera que ella misma desmiente a los que han querido persuadirnos que el ánimo de este Escritor fué deprimir á Don Pedro , y ensalzar á Don Enrique. Si hubiese llevado la mira de engrandecer á su Héroe , cxtenso campo le ofrecian los pocos años de su reynado , en que con su esfuerzo , su noble generosidad, su política , y su extraordinaria diligencia , no solamente se afirmó en el trono , sinó que venció, atemorizó , y contuvo á lo restante de España , y á todos sus enemigos. En las Adiciones a las Notas se ponen varios documentos que amplian y puntualizan muchas cosas que Ayala no refirió , ó refirió muy

de
paso,

tomando los mas de ellos de los Discursos Históricos de Murcia que escribió Francisco de Cascales : obra que contribuye, acaso mas que

[ocr errors]

* 2

otra

[ocr errors]
[ocr errors]

otra alguna Historia de Ciudad ó Provincia , á la general del Reyno , por el laudable cuidado que puso en insertar , sacandolas de aquel Archivo , muchas cartas de los Reyes , y entre ellas algunas de las que escribian circularmente sobre asuntos importantes.

La de Don Enrique III. no se ha impreso jamás , ni se comprende en los Códices de la Academia , ni en otros de las Vulgares Suele haWarse á continuacion de algunos de las Abreviadas, como en el del Escorial , y en el de Guadalupe ; pero tambien hay otros que no la tienen , como el del señor Don Fernando de Velasco. Ninguno de ellos es tan antiguo como los Vulgares. El del Escorial parece de tiempo de Don Enrique IV : está bastante bien escrito , y es correcto en comparacion de otros. Con él cotejamos una copia hecha en tiempo de Carlos V. y esta es la que principalmente nos ha servido para nuestra edicion , confrontandola tambien con otras de inferior mérito,

Sobre esťa Crónica dice Zu son originales de la Vulgar , sino rita en las Enmiendas : Por el dis- aparte seguidamente en la Abreviacurso de esta Obra parece notoria- da : que dá manifiesta señal de ser mente ser el mismo Don Pedro toda una Obra , como ella misma Lopez de Ayala el autor de ella , y lo dice. Las cosas que en estos prique no se acabó por su indispo- meros Años se contienen de lo que sicion y vegéz , como Alvar Gar- pasó en las Tutorias de este Príncia de Santa Maria dice. Estos cin- cipe son tan señaladas, que no se co Años de su Historia no van con- puede dejar de atribuir a descuido tinuando en los libros de mano que grande nunca haberse publicado.

I

[ocr errors]

V.

و

y se

ya que no ha sido posible hallar la que preparó Zurita para publicarla. Solo comprende las Tutorias , ó cinco años primeros de este Rey: y se debe sentir , que pues Ayala no pudo pasar adelante por su vegéz y su muerte , faltase despues Historiador á un Príncipe que dejó tanta fama de amor á la paz , á la justicia , y al buen orden.

Parece que tuvo el oficio de Cronista un Capellan suyo que se llamó Fernan Nuñez de Cuenca 2 dice

que escribió su Crónica; pero Ferreras hizo muchas diligencias en su busca , y no logró descubrirla , ni se sabe que otro alguno la haya visto. Alvar Garcia de Santa Maria solo escribió la ultima enfermedad de este Rey , su muerte , apertura de su Testamento , y

lo que pasó hasta que se encargaron de la tutela de D. Juan el II. la Reyna Doña Catalina, y

el Infante D. Fernando. Ferreras tuvo un compendio anónimo que suple con mucha brevedad los Años que faltan. Un vecino de Sevilla hizo unos Anales todavia mas breves , y casi reducidos á sucesos de aquella ciudad. Lo que escribió Pedro Barrantes Maldonado es un compendio de Ayala , como notó Ferreras. Garibay intentó henar este vacio de nuestra Historia:y despues executó lo mismo mas de propósito Gil Gonzalez Davila; pero le faltaron materiales. Si viesemos nosotros que se pueden añadir algunos,

ó

Vease una Memoria que copia Gil Gonzalez en la Vida de este Rey pag. 205.

« AnteriorContinuar »