Imágenes de páginas
PDF
EPUB

LA ABOLICION

DE LOS

FUEROS VASCO-NAVARROS

ESTUDIO POLÍTICO, HISTÓRICO, CRITICO Y FILOSÓFICO

DE LA SOCIEDAD ESPAÑOLA

Esta obra es propiedad de D. Juan de Calatrava y Aguilera, el que habiendo llenado los requisitos exigidos por la ley, se reserva sus derechos (1).

[ocr errors][merged small][merged small][merged small][merged small][merged small][merged small][merged small][merged small][merged small]

DON FRANCISCO CALATRAVA
Abogado del Ilustre Colegio de esta corte, Alcalde Mayor cesante,

Jefe de Administracion Civil, etc., etc.

PRECEDIDO DE UN DISCURSO PRELIMINAR

POR EL ILMO. SEÑOR

DON MANUEL ORTIZ DE PINEDO

ex-Diputado á Córtes, ex-Senador del Reino, etc. etc.

[merged small][merged small][merged small][merged small][merged small][merged small][merged small][merged small][ocr errors][merged small]

«Bendigamos la paz, paz alcanzada sin convenios , sin condiciones, sin promesas públicas ni secretas, y por sólo la fuerza de las armas victoriosas. El ejército ha cumplido su deber imponiendo la paz á las provincias rebeldes con las bocas de los cañones y las puntas de las bayonetas; cumplan ahora el suyo los legisladores afianzándola con leyes sábias, prudentes y previsoras. Para el ejército toda la gloria, toda la gratitud de la patria; á nosotros toda la responsabilidad, toda la inmensa responsabilidad ante España , ante el mundo, ante el porvenir y ante Dios, si desaprovechásemos este momento único en la historia para extirpar de raiz las causas eternas de tantas rebeliones inicuas y criminales, para dar cima al definitivo coronamiento de la obra santa, de la obra sublime, de la obra querida, de la obra tres veces santa de la unidad constitucional.» (Disc. pron. por D. A. Romero Ortiz en el Congreso de Diputados el 10 de Marzo de 1876). (a).

DEC 20 1922

DISCURSO PRELIMINAR.

Importante, grave, trascendental es por todo extremo la cuestion que el Sr. Calatrava y Ogayar trae al debate público con su interesante libro impreso, y puesto a la venta en los momentos solemnes en que la formidable insurreccion carlista, arrojada de sus posiciones inexpugnables, vencida en su atrincherado territorio, acorralada, deshecha, se descompone y disuelve y rinde á discrecion y abandona sus cañones, su material de guerra, su plazas fuertes, y presenta las armas á los soldados de la libertad, pidiendo la paz en revuelta confusion, presa de la mayor anarquía.

Ocupadas por el ejército liberal las Provincias Vascongadas; impuesta la victoria á los rebeldes que han mantenido cuatro años de guerra sangrienta y fratricida, alzados contra la Constitucion del Estado, contra el Gobierno establecido, hora es ya de estudiar, de inquirir las causas de tan inmensa calamidad, para destruir con mano fuerte en su misma raiz los elementos que han promovido y alimentado

« AnteriorContinuar »