Exámen histórico-foral de la constitución aragonesa, Volumen2

Portada
Imprenta de los Señores Rojas, 1868

Dentro del libro

Comentarios de la gente - Escribir un comentario

No encontramos ningún comentario en los lugares habituales.

Páginas seleccionadas

Otras ediciones - Ver todas

Términos y frases comunes

Pasajes populares

Página 6 - ... su imperio toda la Europa, y con su cruel y violento gobierno militar oprimir los pueblos, asolar las provincias, envilecer la dignidad del hombre y fijar todas las naciones en el lánguido reposo de la servidumbre, al cabo se despeñó de la alta cumbre de su gloria, y tuvo que sujetar el cuello á la ley y...
Página 499 - ... segura. IX. Os doy una Carta credencial de mi mano para el Parlamento, á fin de que la presentéis luego, después de la muerte del Rey mi Sobrino, en la cual ordeno, que incontinente esto suceda, se me proclame Rey de Francia.
Página 498 - Orleans igualmente, como los indiferentes, me deis parte de todo, haciendo lo posible para aumentar el número de los primeros, sin explicaros demasiado; porque muchos, con el pretexto de decir que me son afectos, podrían desCOMENTARIOS.
Página 465 - Dios es comienzo é medio é acabamiento de todas las cosas, é sin El ninguna cosa puede ser; ca por el su poder son fechas, é por el su saber son gobernadas, é por el su bondad son mantenidas».
Página 262 - consistía ni tenía su principal ser en las fuerzas del reino, sino »en la libertad, siendo una la voluntad de todos, que cuando »ella feneciese se acabase el reino.
Página 290 - ... género de rebelion, siempre perseveraron en conservar su derecho, con autoridad de congregarse y unirse, por lo que tocaba á la defensa de la libertad. El derecho que los aragoneses llamaron...
Página 499 - ... cómo había de hablar á éste y á otros). 9. Os doy una carta credencial de mi mano para el parlamento, á fin de que la presentéis luego que fallezca el rey mi sobrino, en la cual ordeno que en cuanta suceda el fallecimiento se me proclame rey de Francia.
Página 188 - JUB resistendi se conservaron dos fórmulas tradicionales: la primera es la de Hotman, la segunda de Antonio Pérez (1). Estas fórmulas suenan así: «Nos tan buenos como vos, e que podemos más que vos, tomamos a vos por Rey, con que haya siempre entre vos y nos un que mande más que vos» y según otros: «Nos que valemos tanto como vos, os hacemos nuestro Rey y Señor con tal que nos guardéis nuestros fueros y libertades y si no, no».
Página 9 - Eran los males tan grandes, que los que escapaban tenían envidia á los que morían por sufrir ellos mas graves cuitas que la misma muerte. Pasó el mal tan adelante, que la provincia quedó en gran parte yerma de moradores , y con tanto los bárbaros hicieron sus asientos en diversas partes délia.

Información bibliográfica