Imágenes de páginas
PDF
EPUB

АВ

su

que falten.

AB
on del servicio, y seis años de presidio : el jo la multa. de quinientos reales á cada uno de los

que en tiempo de guerra la abandone,
Pena de muerte, y en el de paz seis años de Art. 175. Se extenderá una acta de la subasta con
-, sujetando á esta pena al sargento ó cabo, expresion de todas las circunstancias notables que
sean geses de guardia, y cometan este delito. hayan ocurrido, autorizándola con su firma todos los
de 24 de Setiembre de 1776.

individuos que hayan asistido de oficio, como igual-
en ser comprendidos en las penas impuestas mente el adjudicatario ó comprador.
den anterior el número de soldados que es- Art. 176. Terminado el acto de la subasta, se
nbrados, alternan y mantienen diariamente pondrá una diligencia en la respectiva declaracion
cinelas, por ser solo estos los que componen del dueño ó consignatario de los efectos subastados,
eramente la guardia. Ri. órd. de 11 de Mayo expresando el precio en que hayan sido rematadas

las mercaderias y el nombre del adjudicatario.--Esiene por abandono de guardia, y se incurre ta diligencia se firmará por el contador y el escriena señalada, por la ausencia que hace un bano.

que se restituye al cabo de un rato á ella. Art. 177. Veinlicuatro horas despues de con- de 26 de Mayo de 1793.

cluida la subasta, se presentará el adjudicatario en

la contaduría de la aduana á recoger la declaracion NDONO DE MERCADERIAS. Se considerará que del consignatario.-Con este documento y el testien las aduanas: 1.° Cuando los consignatarios monio de la subasta, pasará á la tesorería para ejeos manifiesten por escrito que no les acomo- cutar el pago del precio del remate. ar los derechos señalados. 2.° Cuando además Art. 178. El comprador, despues de haber pagaazo concedido por la instruccion de aduanas do en tesoreria el precio del remate de las mercadetrascurrido sesenta dias sin presentar los con- rías, adquiere completamente su propiedad, y queda rios ó dųeños la declaracion para la habilita- obligado á desempeñar las demás formalidades presdespacho de las mercaderias. 3.° Y cuando

critas para los despachos de las aduanas. bandono de hecho, en casos que no esten ex- Art. 179. Los adjudicatarios ó compradores de bente comprendidos en los dos párrafos an- los efectos que se subasten por razon de abandono, S. Art. 30 de la ley de 9 de Julio de 1841. salissarán los derechos que segun liquidacion corel capítulo 8.o de la instruccion de aduanas respondan á la Hacienda pública y arbitrios. e Abril de 1843 se lee lo siguiente:

Art. 180. La conladuria de la aduana formará en 170. El abandono no puede tener efecto has- fin de cada semana una certificacion del producto pues de presentada ó en el acto de presentar- de las mercaderias vendidas en pública almoneda, eclaracion del consignatario.-A continuacion y la pasará á la contaduría de provincia, á fin de que eclaracion pondrá el dueño ó consignatario la se coteje con los cargarémes que haya recogido de estacion del abandono, la cual le libertará de la tesorería al tomar razon de las cartas de pago exesponsabilidad y obligacion de pagar los dere- pedidas por productos de las subastas. correspondientes, y traspasará á la Hacienda Cuando en las subastas que se celebren en las a la propiedad de las cosas abandonadas. aduanas para la venta de los géneros que en ellas

171. En la venta pública de las mercaderías existan y hayan abandonado sus dueños, prefiriendo onadas se observarán las disposiciones que este medio al de satisfacer los derechos del arancel, san los artículos siguientes.

no se ofrezca la cantidad suficiente á cubrir el in- 172. El administrador de aduana dispon- porte de los mismos derechos, se suspenda el remane se haga el anuncio de la subasta de las mer- te y entrega de dichos géneros á los licitadores hasbas abandonadas , poniendo edictos en los pa- la que recaiga la aprobacion de la direccion general públicos y en la tabla de que trata el art. 50, de Aduanas, con cuyo objeto ó el de dictar la provipublicarán igualmente en los papeles públicos, dencia que corresponda, pasarán los respectivos adose el dia y hora de la subasta, que será ocho ministradores por conducto del intendente á aquella despues de la publicacion. — En el expresado superioridad los expedientes que al efecto han debido cio se manifestará el paraje donde los licitadores instruir con arreglo á instruccion. Circ. de 9 de Mayo an reconocer los géneros, frutos ó efectos que de 1845. basten, que estarán bajo la custodia del alcaiterventor de la aduana.

ABANDONO DE MINA. Véase Mina. . 173. La venta se verificará en un solo acto basta.-Las mercaderías se adjudicarán al ma- ABANDONO DE HOSPITALES Y PROVISIONES EN postor, y el adjudicatario formará la diligencia CAMPAÑA. · Los que abandonasen sus obligaciones ñal de conformidad.-Despues no se admitirá en los ramos de hospitales, provisiones y utensilios macion alguna sobre la venta, proceda del com- en campaña, serán castigados por los generales en or, de la Hacienda pública ó de los consigna- gefe de los ejércitos segun su arbitrio y prudencia, s.

con distincion de cuando el abandono es solo efecto t. 174. A estas ventas asistirán indefectible- de descuido , de malicia ó falla grave: para lo cual te el administrador, el contador, un vista, el formado el oportuno proceso por el auditor, se conignatario ó consignaturios y la voz pública, ba- denará a los reos en las penas de ordenanza y leyes

[ocr errors][ocr errors][merged small][ocr errors]
[ocr errors]

del reino , si estuviere en ellas prevenido su cargo, riese alguna duda sobre este particular, el juez
y en su defecto en aquellas de que se juzguen dig- decidirá gubernativamente. Arts. 57, 58 y 59 del r.
nos. Rl. ord. de 17 de Agosto de 1795.

glamento de 1.o de mayo de 1844.

Los abogados deben poner al pie de la suplic ABANDONO DEL PUESTO EN ACCION DE GUER- en letra y no en guarismos, la fecha del dia, mes RA. Todo oficial, de cualquier graduacion que fue- año en que despachan el escrito, sin cuyo requisit se, siendo atacado en su puesto , no lo desamparará no se le dará curso. Art. 627 de los aranc. judi sin haber hecho toda la defensa posible para conser- de 22 de Mayo de 1846. varlo, y dejar bien puesto el honor de las armas : si Por los escritos de derecho, los de sustanciacior luviese el general del ejército alguna duda de su vista é informes, y por diligencias á que asistan po desempeño, le hará juzgar en consejo de guerra. Or- encargo de las partes, cuya defensa practiquen, lo den. del ejérc., art. 20, tit. 17, trat. 2.°

abogados percibirán los honorarios que graduen.El consejo de guerra en este caso impondrá la Cuando en estos casos alguna parte se queje por ex pena segun las circunstancias que califique el hecho, ceso en la designacion de los honorarios, el tribu leniendo siempre presente que el artículo 21 del mis- nal ó el juez de primera instancia regularán los que mo titulo previene: «Que el oficial que tuviere órden deban ser satisfechos, oyendo a los colegios de aboabsoluta de conservar su puesto a todo coste, lo ha- gados donde los haya , y donde no, á dos letrados rán, y que el 18 señala por accion distinguida y re- de conocida experiencia. Arts. 582 y 583 de los comendable en un oficial defender el puesto que se aranc. cit. Véase Colegio de abogados. le confie hasta perder entre muertos y heridos la Respecto á los cursos necesarios para recibirse mitad de su gente.

de licenciado en jurisprudencia véase Estudios de faEl soldado que durante la accion de guerra se

cultad mayor. separe de su fila ó compañía sin permiso del oficial que la mandase, tendrá pena de la vida; y en la mis- ABOGADO FISCAL. Habiéndose suscitado alguna ma incurrirá el que cuando se ataca un pueblo, en- duda acerca de si es ó no compatible con el cargo tre en casa alguna de él sin ser mandado, debiendo de abogado fiscal el ejercicio de la abogacía, creyó en uno y en otro caso ser responsables los oficiales conveniente el Gobierno de S. M. oir sobre este punde la misma compañía.- En campaña no se permiti- to el dictainen del tribunal supremo de Justicia; y rá sin órden expresa del comandante del cuerpo,

conformándose con él la Reina nuestra Señora , ha que se aparte de su respectiva division soldado al- tenido á bien declarar incompatible el ejercicio de la guno para conducir heridos, pues esta licencia la da- abogacia con dicho cargo. Rl. ord. de 28 de Mar:0 rán sus gefes en caso may urgente. Orden. del ejérc., de 1845. art. 13, tit. 17, trat. 7.

Enterada S. M. de una exposicion de D. Miguel

Alvarez Mir, abogado tercero de esa audiencia (la ABOGADO. Segun el plan de estudios de 17 de Coruña), en que manifiesta haber sido nombrado fisSetiembre de 1845 el título de licenciado en jurispru- cal del juzgado de guerra de ese distrito, y que esdencia es bastante para ejercer la profesion de abo- pera la resolucion del Gobierno para aceptar este gado en toda la monarquia. Ha cesado por consiguien- cargo, aunque sin sueldo; y en vista de lo expuesto te la facultad que tenian las audiencias para hacer por V. S. en su comunicacion de 6 del actual, se en su territorio el recibimiento de abogado.

ha servido S. M. declarar incompatible el ejercicio Por Real orden de 23 de enero de 1839 se resol- de la abogacía fiscal con el de la expresada fiscalia vió que se excuse en adelante exigir el juramento de de guerra; y al mismo tiempo se ha dignado mandar que trata el art. 190 de las ordenanzas para las au

haga V. S. entender a dicho funcionario que siemdiencias, á los abogados que lo hubieren prestado

pre que tenga que representar al Gobierno de S. M. otra vez al tiempo de la apertura del tribunal o juz- lo haga por el conducto competente, que es el de gado respectivo, pero sin dejar de asistir al indica- V. S. como su inmediato gefe, ya quien debe estar en

un todo subordinado. Rl, órd. de 12 de Julio de 1845. En los juzgados de primera instancia los aboga

Para evitar dudas y conflictos sobre precedencias dos firmarán sus escritos con firina entera , anotan- entre los abogados fiscales y los decanos de los codo al pie sus honorarios con expresion de la canti- legios, está mandado que aquellos agentes del midad en letra , sin que bajo ningun pretexto puedan

nisterio público asistan precisamente á la apertura eludir este requisito.-Cuando concurran a las vistas solemne de las audiencias en principios de año, ocupúblicas se sentarán en el lugar que les está desti- pando lugar inmediato al fiscal de S. M. , y que el nado, y bablarán por su orden, observando, así en

asiento del decano de los abogados sea el primelos informes como en los escritos, lo prevenido en el

ro de los destinados para los individuos de su coleart. 196 de las ordenanzas de las audiencias.- En

gio. Rl, órd. de 12 de Diciembre de 1845. los partidos judiciales en que hubiese colegio de

do acto.

las mismas; pero en los que no le haya , el abogado

ABONO DE TESTIGOS. Es necesaria la infor

mas antiguo de los que residan en la capital abrirá
turno entre lodos los del partido para las defensas de
pobres en las causas civiles ó criminales. Si ocur-

macion de abono en las causas criminales en el caso de que los procesados no se conformen con las declaraciones de los testigos muertos ó ausentes. RI. órd. de 8 de Marzo de 1840.

[ocr errors]

33.

DE CAUDALES. El empleado de la Ha- demias Española, de la Historia y de San Fernando.
e abuse de los haberes del Tesoro para otros Art. 2.° Declaro suprimida la aotual academia
los prescritos por instrucciones y Reales de Ciencias naturales de Madrid.
aunque sea sin ánimo de hurtarlos, y si con Art. 3.° La Real academia de Ciencias exactas,
onerlos y aprontarlos, queda por este mero físicas y naturales, se compondrá de treinta y seis
unque los apronte, privado de su empleo y académicos, número que ha de tener siempre com-
obtener otro alguno. Rl. ord. de 16 de Mar- pleto , proveyendo cada vacante que ocurra en el

término improrogable de dos meses.

Art. 4.° Por esta sola vez nombraré Yo la mitad
AC.

del número de académicos prefijado en el artículo

anterior , los cuales reunidos bajo la presidencia de DEMIA ESPAÑOLA. Ha recibido nueva orga- aquel que Yo tenga á bien señalar, procederán á por el Real decreto de 25 de Febrero de

elegir los diez y ocho académicos restantes. Mi mie dice así:

nistro de Comercio, Instruccion y Obras públicas ilo 1.• Las Reales academias Española y de procederá á instalar la academia luego que se balle ria constarán en adelante de treinta y seis in- completa. s de número cada una, quedando suprimidas Art. 5.° En lo sucesivo la academia elegirá siemgorías de supernumerarios y honorarios. Lo pre los individuos que hayan de completarla. n embargo de esta última clase los extranje- Art. 6.° La academia Real se ocupará inmedialienes las academias concedan tal distincion.

tamente, despues de su instalacion, en formar sus 2.• Pasarán desde luego á ser académicos estatulos, que someterá á mi Real aprobacion. pero los supernumerarios y honorarios espa- Art. 7. Se incluirán en el presupuesto de Insi que lo sean en el dia. Los que faltaren para truccion pública que ha de someterse á la deliberatarlo serán inmediatamente nombrados por cion de las Cortes, las cantidades necesarias para lemias en la forma de costumbre.

que la Real academia de Ciencias pueda cumplir de. 3. En adelante estará siempre lleno el nú- bidamente con los objetos de su instituto. Rl. dec. e plazas de las dos academias. Cada vacante de 25 de Febrero de 1847. reerá en el término de dos meses. 4. Será público el acto de recepcion de los ACADEMIA DE MAESTROS DE INSTRUCCION PRIbicos. Se leerá en él un discurso por el aca- MARIA. Bajo el nombre de colegio de San Casiano se

entrante, y le contestará el presidente, si lo fundó en el siglo pasado y permaneció asi hasta el e á bien, ó en su defecto otro académico nom- año de 1840, en que recibió la forma que actualmente por el mismo.

tiene por un reglamento aprobado por el Gobierno. 5.° Serán tambien públicos los actos de adcion de premios en los concursos que

las aca

ACADEMIA DE NOBLES ARTES DE SAN FERNANcontinuarán proponiendo como hasta aquí. DO. Los estatutos de 1.o de Abril de 1846 han dado 6.• Cada una de las academias tendrá pre- nueva forma á esta corporacion. Hélos aquí. ente reunion pública una vez al año, en dia TÍTULO 1. De la organizacion de la academia.-e reservo fijar, para dar cuenta de sus traba- Articulo 1.° La academia de nobles artes de San rante los doce meses anteriores,

Fernando se compondrá de un presidente, seis con7. Los individos de la academia Española y siliarios y sesenta académicos. Estos últimos se disla academia de la Historia usarán en los actos tribuirán en la forma siguiente: doce por la pintura cos de las mismas, y en los demás á que asis- de historia, cuatro por la de país y costumbres,

, el uniforme y distincion que se determine ocho por la escultura, diez y seis por la arquitecCada uno, y cuyo modelo se presentará inme- tura, cuatro por el grabado, y diez y seis que, sin mente á mi aprobacion.

profesar ninguna de las nobles artes, sean conoci. 8. Luego que esten completamente reor- dos por su ilustracion y amor á las mismas. Todos adas las academias con el número de individuos estos académicos son iguales en consideracion y eñala este decreto, me propondrán las varia- prerogativas , sin mas distincion entre si que la ans que creyeren oportunas en sus estatutos á fin

tigüedad. nar mas cumplidamente el objeto de su insti- Art. 2. Habrá un número indefinido de acadé1.

micos corresponsales, asi nacionales como extran

jeros. CADEMIA DE LA HISTORIA. Véase Academia

Art. 3.° El presidente y los consiliarios serán ola.

nombrados libremente de dentro ó fuera de la aca

demia por el Gobierno: los académicos por la misCADEMIA DE CIENCIAS EXACTAS, FISICAS Y ma corporacion. CRALES. Debe su origen a las disposiciones con

Art. 4.°

El número de académicos estará siemas en los artículos siguientes:

pre completo: á los tres meses de ocurrir una vatículo 1.• Se crea en Madrid una academia cante , deberá hallarse provista en persona de la de Ciencias exactas, físicas y naturales, que misma clase. -ro igual en categoría y prerogativas a las aca- Art. 5. La eleccion se hará sin necesidad de

[ocr errors][ocr errors][ocr errors][merged small]

AC pruebas y entre los candidatos que se presenten ó propongan los académicos.

TITULO II. De los oficios de la academia.-Art. 6.° Los oficios de la academia serán: el presidente, el secretario general, el lesorero y el bibliotecario. Todos estos oficios son perpetuos.

Art. 7. Corresponde al presidente: 1.° Manteper la observancia de los estatutos y reglamentos. 2. Conservar el orden en todos los departamentos de la academia , cuyos dependientos le estarán subordinados. 3.° Firmar la correspondencia con el Gobierno, y ejecutar las órdenes de la superioridad relativas á los asuntos propios de la academia. 4.° Presidir las juntas, secciones y comisiones, y dirigir sus conferencias. 5.° Ejecutar los acuerdos de la academia , siempre que esten en el círculo de sus facultades. 6. Representar la corporacion en todos los actos que fuere necesario. 7.. Dar el curso correspondiente a los negocios de que deba conocer la academia. 8.° Expedir los libramientos contra el tesorero, con arreglo á los acuerdos de la junta de gobierno : estos libramientos llevarán el refrendo del secretario.

Art. 8.° En ausencias y enfermedades del presidente hará sus veces el consiliario mas antiguo, que ejercerá entonces sas mismas atribuciones.

Art. 9. El secretario general será nombrado por el Gobierno, á propuesta en terna de la academia, de entre sus individuos.

Art. 10. Será obligacion del secretario general: 1.° Extender las actas de la junta de gobierno y de las juntas generales. 2. Dar cuenta á las mismas de los negocios que respectivamente deban despachar, y redactar con arreglo á sus acuerdos, las comunicaciones y demás documentos que sean precisos. 3. Llevar la correspondencia, firmando todas las comunicaciones: en las que se dirijan al Gobierno pondrá su firma despues de la del presidente. 4. Redactar las memorias de la academia, el resúmen anual de sus trabajos y las noticias bistóricas sobre la vida y obras de los académicos que fallecieren. 5.° Expedir todas las certificaciones que diere la academia. 6. Cuidar del archivo, y disponer lo conveniente para su arreglo.

Art. 11. En ausencias y enfermedades del secretario general hará sus veces el académico que acuerde la junta de gobierno. Art. 12. El tesorero y el bibliotecario serán nompor

la academia de entre sus individuos. Art. 13. Las obligaciones del tesorero serán: 1,0 Percibir las cantidades que para pago de nóminas, gastos de la academia y escuelas le entregue la junla de centralizacion de fondos de Instruccion pública, en los mismos términos que todos los demás establecimientos que cobran de las cajas de dicha junta. 2.• Hacer sobre la consignacion de gastos los pagos necesarios, con arreglo a las órdenes ó libramientos que expida el presidente. 3.° Llevar las cuentas con todas las formalidades debidas, á fin de que se eleven documentadas al Gobierno en la forma que por punto general está dispuesto.

Art. 14. El bibliotecario cuidará de la conser

AC vacion y arreglo de los libros, manuscritos, dibuj y planos de la academia, proponiendo lo que est me oportuno para su aumento y mejora.

Art. 15. Para el debido desempeño de los dif rentes oficios de la academia y el servicio de toda sus dependencias, habrá el necesario número empleados, que serán todos de libre nombramier to de la junta de gobierno.

TITULO 1. De las juntas.-Art. 16. Tendrá la aca demia una junta de gobierno compuesta del pres dente, de los tres consiliarios mas antiguos, de la tres directores de la enseñanza, del tesorero y de secretario general, todos con voz y voto.

Art. 17. Entenderá esta junta en todo lo guberna tivo y económico de la academia y de sus varias dependencias, teniendo á su cargo el cuidado ,

con servacion y aumento de cuantos objetos pertenezcan a la corporacion.

Art. 18. La academia celebrará juntas generales á las que asistirán con voz y voto todos los individuos que la componen.

Art. 19. Estas juntas tendrán por objeto: 1.° Enterarse

por

la lectura de las actas de la junta de gobierno de cuanto esta acordare, relativamente a los varios asuntos que le estan encomendados. 2.° Hacer los nombramientos ó propuestas, ya de académicos, ya de oficios , ya de profesores; todo conforme á las reglas establecidas para cada caso. 3.° Acordar cuanto crea la academia conducente al somento y prosperidad de las bellas artes. 4.° Vigilar sobre el cumplimiento de las leyes relativas al ejercicio de las mismas artes, á edificios y construcciones, haciendo al Gobierno ó á las autoridades las reclamaciones que estimare oportunas. 5.o Aprobar ó desechar los dictámenes y proyectos de las secciones y comisiones. 6.° Conferenciar sobre los lemas artísticos que, con acuerdo de las secciones, someta el presidente á su deliberacion. 7.0 Oir la lectura de memorias escritas por los académicos, previo el asentimiento de la seccion respectiva , y tener sobre ellas discusiones meramente artisticas.

Art. 20. La academia celebrará juntas públicas: 1. Cuando se reciba algun académico nuevo, el cual, en este acto, leerá un discurso sobre algun punto de las bellas artes, particularmente de aquella á que corresponda; contestándole el académico que al efecto hubiere elegido el presidente. 2.° Para distribuir premios á los alumnos de la escuela de bellas artes.

TITULO IY. De las secciones y comisiones.Art. 21. La academia se dividirá en tres secciones: de pintura , de escultura y de arquitectura. A cada una de estas secciones pertenecerán los académicos que lo son por el arte respectiva. Los académicos por el grabado en dulce se agregarán á la seccion de pintura ; y á la de escultura los grabadores en hueco. Los académicos no profesores se distribuirán entre las tres secciones, ingresando seis en cada una de las de pintura y arquitectura, y cuatro en las de escultura,

Art. 22. Cada seccion tendrá por vicepresidentes dos de los consiliarios: á falta de estos, presidi

brados

vectivo director de la enseñanza. Hará de Art. 33. Habrá tres tenientes directores nombrao uno de los académicos elegido por la mis- dos por la academia para reemplazar á los direcon.

tores en ausencias y enfermedades : tambien estos 1. Las secciones entenderán en los asun- tenientes deberán ser académicos. tativos de su arte; prepararán los trabajos TITULO VII, Disposiciones generales y transitorias.-demia ; evacuarán los informes que se les Art. 34. El Gobierno, por esta sola vez, elegidesempeñarán las demás funciones que los rá entre los consiliarios y académicos actuales, itos les cometan.

ya de mérito, ya de honor, los que hayan de 4. Siempre que se haya de tratar de algun componer en cada clase el número que fijan esorrespondiente á dos ó mas artes, se nom- tos estatutos; los demás quedarán como supernumela comision especial, compuesta de igual rarios, conservando los honores, prerogativas y de académicos de cada seccion , elegidos consideraciones que en el dia disfrutan , y pudiendo

y lo que esta seccion acuerde se someterá además tomar asiento entre los individuos de la acaberacion y juicio de la academia. Será vice- demia cuando celebre juntas públicas. En lo sucesite de esta comision el consiliario ó director vo, y hasta que los supernumerarios se extingan, guo; y secretario el académico que la mis- se proveerán las vacantes alternativamente en cada para este caso especial.

clase; una por nombramiento libre, y otra entran25. La seccion de arquitectura ejercerá las do á ocuparla un supernumerario por orden de an:s de la comision creada por Réal órden tigüedad.

marzo de 1786 para informar á la acade- Art. 35. Los académicos corresponsales que re los proyectos de obras públicas que se se encuentren en Madrid podrán asistir á las junal examen de la corporacion.

tas generales y á las públicas con voz, pero sin 6. Podrán nombrarse comisiones especia- voto, los negocios y trabajos que lo exijan , com- Àrt. 36. La academia formará un reglamento ose de las personas que en cada caso acuer- para llevar á efecto en todas sus partes los presennta general.

tes estatutos, y lo elevará al Gobierno para su aproLo v. De las sesiones.-Art. 27. La junta de bacion, tendrá sesion siempre que el presidente lo Son únicamente propias de la competencia de la iecesario para el desempeño de los negocios. academia y de los arquitectos las obras de los edifi18.' Las juntas generales se celebrarán el cios y monumentos urbanos, siendo peculiares de domingo de cada nies, y se reunirán ex- la direccion de Caminos, canales y puertos los deariamente cuando el presidente los con- más que se costean con fondos públicos. Rl. órd.

de 16 de Febrero de 1844. Véase Escuela de nobles ar9. Las secciones tendrán junta ordinaria tes de la academia de San Fernando, cada semana . y extraordinaria siempre que sario.

ACADEMIA MATRITENSE DE JURISPRUDENCIA 30. Las votaciones serán de dos clases: 1.a Y LEGISLACION. Desde el reinado de Carlos III fue5, en la forma acostumbrada de levan- ron establecidas para el estudio de la legislacion y 30: si hubiere empate , decidirá el voto del jurisprudencia varias academias bajo la ad vocacion te. 2.4 Secretas, por bolas blancas y negras:

de Santa Bárbara, de la Purisima Concepcion y otras, todo se empleará siempre en los nombra- que posteriormente fueron refundidas en las dos coy demás cuestiones de personas ; podrá

nocidas con el nombre de Derecho patrio, de Fernanen otros asuntos cuando lo pidan tres indivi- do VII, y de Jurisprudencia teórica y práctica, de Car

los presentes y lo acuerde la academia ó los III, en cuya division siguieron sus tareas literarias - si hubiere empate, se repetirá la votacion hasta que por Realórden de Febrero de 1836 se manta inmediata.

daron reunir ambas academias bajo la antigua advoLo vi. De la escuela especial debellas artes.

cacion de la Purisima Concepcion; y aprobados sus La escuela especial de bellas artes esta- estatutos en 11 de Mayo de 1838, ha tomado desde go de la academia , rigiéndose con arreglo entonces nueva vida é importancia. La academia decreto de 25 de setiembre de 1844 y regla- consta de tres clases de académicos, profesores, nue 28 del propio mes de 1845, con la sola merarios y corresponsales. Tiene para su gobierno acion de que la junta inspectora, de que ha- un presidente , dos vicepresidentes, un censor, cint. 33 de aquel decreto , quedará subroga- co revisores, un bibliotecario, un tesorero y dos sea junta de gobierno que establecen estos es- cretarios , elegidos todos anualmente de entre sus

mismos socios. Son notables los ejercicios literarios, 2. Los directores de las enseñanzas crea- y las memorias y disertaciones publicadas por vael mismo decreto deberán elegirse precisa- rios de sus individuos, que dan a conocer la utilidad e entre los académicos del arte respectiva: de esta corporacion para la ciencia de la legislacion is profesores y empleados en los estudios no ó jurisprudencia. n ser individuos de la academia. Solo los de historia pueden ser directores de pin- ACADEMIA MEDICO-QUIRURGICA. Hoy todas se

hallan sujetas a la junta suprema de Sanidad del rei

[ocr errors][ocr errors][ocr errors][merged small][ocr errors][merged small][ocr errors]
« AnteriorContinuar »