Estudios de critica literaria, Volumen4

Portada
Est. tipográfico "Sucesores de Rivadeneyra", 1907 - 478 páginas
 

Comentarios de la gente - Escribir un comentario

No encontramos ningún comentario en los lugares habituales.

Otras ediciones - Ver todas

Términos y frases comunes

Pasajes populares

Página 245 - And I have loved thee, Ocean ! and my joy Of youthful sports was on thy breast to be Borne, like thy bubbles, onward : from a boy I wantoned with thy breakers — they to me Were a delight : and if the freshening sea Made them a terror — 'twas a pleasing fear, For I was as it were a child of thee, And trusted to thy billows far and near, And laid my hand upon thy mane — as I do here.
Página 67 - EL INGENIOSO HIDALGO DON QUIJOTE DE LA MANCHA, que contiene su tercera salida y es la quinta parte de sus aventuras Edición, introducción y notas de Fernando G. Salinero. 42 / Antonio Machado JUAN DE MAIRENA (1936) Edición, introducción y notas de José M.
Página 46 - en el estilo duros, en las hazañas increíbles, en »los amores lascivos, en las cortesías mal mirados...
Página 59 - ... con ellos ni mucho menos a inmolar la ironía en su obsequio. Y esta ironía es subjetiva y puramente artística, es el ligero solaz de una fantasía risueña y sensual. No brota espontáneamente del contraste humano, como brota la honrada, serena y objetiva ironía de Cervantes.
Página 458 - Sea argentada concha, do el tesoro Creció del mar en el extremo seno, La que guarde el carmín y guarde el oro, El verde , el blanco y el azul sereno : Un ancho vaso de metal sonoro, De frescas ondas trasparentes lleno, Do molidos al olio en blando frio Del calor los defienda y del estío.
Página 454 - Que al vencedor Aquiles y ligero Le hizo el cuerpo con fatal rocío Impenetrable al homicida acero, Que aquella trompa y sonoroso brío Del claro verso del eterno Hornero, Que viviendo en la boca de la gente, Ataja de los siglos la corriente; Como se opuso con igual aliento El verso grande de Marón divino, Cuando con paso audaz de ilustre...
Página 22 - Una cosa me atreveré a decirte: que si por algún modo alcanzara que la lección de estas novelas pudiera inducir a quien las leyera a algún mal deseo o pensamiento, antes me cortara la mano con que las escribí que sacarlas en público...
Página 53 - Melchor Cano, en ,el libro XI, capítulo VI, de sus Lugares teológicos, refiere haber conocido a un sacerdote que tenía por verdaderas las historias de Amadís y Don Clarián, alegando la misma razón que el ventero del Quijote; es, a saber: que cómo podían decir mentira unos libros impresos con aprobación de los superiores y con privilegio real. El sevillano Alonso de Fuentes, en la Summa de philosophia natural...
Página 52 - Cuanto había de poético, noble y hermoso en la caballería se incorporó en la obra nueva con más alto sentido. Lo que había de quimérico, inmoral y falso, no precisamente en el ideal caballeresco, sino en las degeneraciones de él, se disipó como por encanto ante la clásica serenidad y la benévola ironía del más sano y equilibrado de los ingenios del Renacimiento.
Página 36 - Baltasar Gracián, grandes escritores por otra parte. Su estilo arranca no del capricho individual, no de la excéntrica y errabunda imaginación, no de la sutil agudeza, sino de las entrañas mismas de la realidad, que habla por su boca.

Información bibliográfica