Imágenes de páginas
PDF
EPUB

Alcántara, mezclado con escritos originales de Felipe II y de algunos de sus principales Ministros, segun la ha publicado el Sr. Pidal en su celebrada Historia de las alteraciones de Aragon, no vacilamos en repetir con éste los peligros y falsedad de aquella doctrina, puesto que la vida de los ciudadanos está protegida en todos los países cristianos y cultos por el derecho y por las leyes, y estas nadie puede dispensarlas, sobreponiéndose á ellas, ni prescindir de los trámites y requisitos que el derecho exige para que la sociedad pueda atacar la vida de un súbdito, por culpable que sea. Las formas del procedimiento son para nosotros garantías de la libertad, de la seguridad y de los derechos políticos de los ciudadanos.

No pereció, no, la libertad de Aragon con la muerte de Lanuza, por más que la fantasia dramática lo haya supuesto de este modo; que si se sirve bien á los Reyes, conteniéndoles con energia dentro de los límites de su autoridad legal, aún se les sirve mejor cuando se les aconseja el ejemplar castigo de las rebeliones insensatas. La experiencia de lo pasado muestra el camino seguro del porvenir, pero á él no debe irse con fórmulas indeterminadas

y engañosas, sino con soluciones concretas, como es la de la razon y del derecho, que aconseja á todos el cumplimiento de las leyes y que constituye el fundamento principal de la felicidad de los pueblos.

[ocr errors]

XII.

SUMARIO.

Nuestro verdadero propósito.-Determinacion de las verdaderas liber

tades aragonesas.-El sentimiento religioso, monárquico y de independencia inspira la historia de aquel reino.- Elementos constitutivos de nuestra civilizacion.-El principio religioso como elemento principal de la reconquista.-El sentimiento monárquico representa en Aragon la verdadera libertad.-Heroismo, independencia, sentimiento de la libertad racional.-Marcha lenta hácia la unidad nacional. La gloria no es sólo de Aragon.-El desarrollo de su constitucion política se debió á la unidad de su principal fuerza social.- En ninguna parte de la Peninsula estuvo tun limitada la potestad Real.-Sólo la prudencia, el valor y la grandeza de los Reyes de Aragon, salvaron el principio monárquico y religioso y permitieron realizar el destino de la civilizacion.-Hasta Pedro IV la libertad en Aragon fué un feudo de la nobleza.-La Constitucion aragonesa lleva ventajas á la castellana, sin duda por la superioridad de los Monarcas.-El llamamiento del estado llano á la gobernacion del pais, transforma la Constitucion politica de Aragon.-Su sistema parlamentario es mas liberal que el de Castilla.-La institucion del Justicia era incompatible con la nueva organizacion de los poderes públicos.--Sus inmensas facultades eran incompatibles con la Monarquia.-La unidad nacional se realiza en el glorioso reinado de los Reyes Católicos.-Calificacion de fábula, que ha hecho el Sr. Balaguer, del generoso ofrecimiento que la Reina Isabel hizo de sus joyas para la conquista del Nuevo Mundo.-Las antiguas instituciones aragonesas no son más que recuerdos gloriosos.

- Las sociedades modernas y su vida política tienen exigencias muy diversas.

Al arribar al deseado término, no pretendemos haber escrito la historia de Aragon, ni imitado siquiera la empresa que otros, con mejores títulos, intentaron. Nuestra tarea ha sido y debido ser más modesta, y como para juzgar el carácter de una sociedad es indispensable penetrar en su vida intima y examinar sus caractéres, nos hemos visto obligados á exponer los puntos salientes del reino de Aragon, á fin de poder determinar con imparcialidad en qué consistieron sus celebradas libertades. Este capítulo será, por lo tanto, el resúmen de todo lo expuesto en defensa de la verdad histórica, que nos preciamos haber restablecido, por más que nuestra ignorancia sea mucha, y no corresponda la pequeña rima al estro esplendoroso que demanda la grandeza del pueblo aragonés.

El que estas líneas traza, abrió sus ojos á la luz primera en ese jardin del Mediterráneo, donde natura prodigó sus dones y sus bellezas, en la hermosa Valencia, parte algun dia del reino de Aragon, cuyas leyes, costumbres y blasones heredó; y al recordar las honrosas páginas de la que un dia fué su hermana querida, no ha hecho más que cumplir el vulgar

« AnteriorContinuar »