Imágenes de páginas
PDF
EPUB

con arreglo á las leyes, en la situacion legal á que se ha restablecido. Los tribunales se ocupan en la formacion de las causas que deben sustanciar y fallar, con el celo que reclama la pronta y recta administracion de la justicia.»

» El valiente ejército y la decidida Milicia Nacional, han defendido con lealtad la Constitucion y las leyes, y la patria se muestra reconocida á sus relevantes seruicios.)

«Los caminos puestos al cuidado del gobierno, se hallaban reducidos á un estado lastimoso por consecuencias del inevitable abandono que causó la guerra civil, que ha concluido la nacion con tanta gloria; pero los perseverantes esfuerzos del gobierno, dirigidos por el celo, actividad y economía que se ha empleado en los trabajos, han producido resultados felices. Grandes tro. zos se han construido de nuevo: en todas partes se han ejecu tado reparaciones de mucha consideracion, y en mas de seis: cientas leguas se han hecho abụndantes acopios de materiales, para mejorarlos y conservarlos. Tambien se han emprendido nuevas carreteras, y todo está ya preparado para que la de Valencia y la de la Coruña, puedan comenzarse en la próxima primavera con vigoroso empeño. )

«La instruccion pública ha recibido señaladas mejoras; y muchos pueblos que carecian de los primeros rudimentos de enseñanza, cuentan ya con este medio indispensable de civilizacion y de cultura. En algunas provincias se han abierto escuelas normales, resultado de la creada en esta corte, y plantel de donde han de salir pronto los maestros destinados á generalizar la enseñanza en todos los pueblos de la Península. »

» El ejército y la Milicia provincial se han organizado sobre las bases mas convenientes, y la disminucion de su fuerza y la reforma de la Guardia Real, han producido economías que resultan siempre en alivio de los pueblos. El ejército, que tantos dias de gloria ha dado á la nacion, conserva la organizacion que se le dió en el mes de agosto último; está asistido con regularidad, y el gobierno le atiende con la preferencia que merece. Su moral y disciplina se conservan en buen estado, y su fidelidad y patriotismo aseguran la obediencia al gobierno. »

La quinta de cincuenta mil hombres se ejecuta en todas las provincias sin obstáculo, aunque con la lentitud propia de operaciones embarazosas. Mas de treinta mil hombres han ingresado ya en los depósitos y los regimientos, han principiado á reponer una parte de sus considerables bajas. La ley de retiros que aprobaron las Córtes, ha mejorado la condicion de las clases pasivas del ejército, y sa cumplimiento llena de consuelo a los que sirvieron a la patria en sus mejores años.»

» La ley de desvinculaciones principia á desamortizar la pro piedad, y sus beneficios se estienden a todos los que la naturaleza y las obligaciones civiles dan derecho a reclamar sus legítimos haberes. Las capellanias colativas se adjudican con arreglo á la ley, á los que ella confiere su propiedad: sus beneficios pueden estimarse por el valor considerable que se pone en libre circula. cion. El decreto de 29 de junio por el que se adoptaron varias medidas, y el manifiesto que se publicó en contestacion a la impolítica alocucion del Santo Padre, han contenido las agresiones con que se amenazaba á la nacion y al gobierno.»

La ley de aranceles que se ha planteado el 1.° de noviembre, no ofrece datos seguros para calcular sus beneficios: pero esten dida á todas las provincias sin esceptuar las Vascongadas, donde se han establecido las aduanas, espero satisfactorios resultados. Se ha creado sin aumento de gastos la direccion general de adua nas, aranceles y resguardos, en reemplazo de la antigua direccion y junta, y se le ha encargado la parte directiva y consultiva de este importante y complicado ramo de la administracion.”

» Se ha dado impulso eficaz á las operaciones prévias, de la venta de los bienes del clero, por medio de instrucciones y reglamentos que tienden á evitar los fraudes, y el gobierno espera que muy pronto será cumplida la ley. La enagenacion de los bienes nacionales que proceden de las estinguidas comunidades religiosas se activa, y las ventas prosiguen aumentando la propiedad privada, y disminuyendo nuestra deuda pública.»

«La marina, que en otro tiempo fué la prez y gloria de la nacion, estaba reducida al mayor abatimiento. El gobierno que conoce que esta fuerza dá seguridad y vida á los estados, cu

brc sus atenciones con regularidad, y repara algunos buques pa. ra vigilar nuestras prolongadas costas. Se han habilitado algunos de varios portes que hacen servicios importantes, y se están habilitando y armando otros que pueden visitar las costas de las posesiones de Ultramar, cuando las circunstancias lo requieran. Para proveer al servicio marítimo, se ha dispuesto la convoca • toria de gente matriculada, necesaria á Ja tripulacion de los buques armados..

» Las provincias de Ultramar, siempre fieles al gobierno de la metrópoli, continúan dando testimonios positivos de adhesion y respeto: no se ha alterado la paz que reina en ellas, y á su sombra, y con la proteccion paternal del gobierno, se han elevado á un grado notable de prosperidad.»

• Se os presentará el tratado especial de comercio celebrado con la república del Ecuador: las disposiciones que abraza son útiles á los intereses de uno y otro Estado, y no dudo que le dareis vuestra aprobacion.»

» La necesidad de mejorar la administracion pública poniendo en armonía con la Constitucion del Estado, las leyes orgánicas que se deriven legitimamente de ella, induce al gobierno á presentar á las Córtes los proyectos de la ley de organizacion y atribuciones de ayuntamientos, diputaciones provinciales y jefes políticos.)

» Tambien se os presentará el proyecto de ley de libertad de imprenta, que se encamine á cortar abusos y reprimir aquella licencia con que se difama por sistema, se calumnia por cálculo y se conspira por mezquinos intereses contra la Constitucion y el Orden público. )

» Deseando uniformar la administracion de todas las provin. cias, de un modo conveniente a los intereses de la nacion y á la hacienda pública, ha creido el gobierno oportuno presentar un proyecto de ley, para modificar los fueros de las provincias Vas. congadas. ,

• Los presupuestos serán sometidos igualmente á vuestra con sideracion, para que sean examinados con la detencion que exijen las necesidades perentorias del servicio público, y las econo

46

TOMO IV.

mías de los pueblos; y no bastando los ingresos ordinarios de las rentas á cubrir los gastos del servicio público, presentará el gobierno los medios de llenarlos.)

«Tambien se os presentarán otros proyectos de reforma que reclama la ciencia económica, y las necesidades de los pueblos.)

«Señores senadores y diputados: La nacion os mira y os contempla; sus esperanzas fundan en vuestra cordura y patriotismo: contad con mis esfuerzos, y con el corazon franco de un soldado

que ha combatido siempre por la libertad y gloria de su patria. No olvideis que fracciones tan impotentes como criminales, pretenden en su delirio combatir la Constitucion y el trono para desacreditar la santa causa que defendemos, y concitar la Europa contra nosotros. Estrechemos los lazos de una union sincera, y consolidemos el trono constitucional de una Reina inocente, cuyo mágico nombre ha vencido siempre a los enemigos de la libertad. Nada ambiciono: mi vida es de mi patria; y la gloria de servirla con lealtad, forma mi patrimonio.»

«La Constitucion vijente; el trono de la inocente Isabel; la independencia nacional y el gobierno formado por el voto de los pueblos, sea el programa de nuestra fidelidad, para dirijir los tra. bajos administrativos á la consolidacion de un gobierno fuerte y justo, que resistiendo los combates de ambiciosas fracciones, afiance para siempre la prosperidad y ventura de la nacion.»

Antes de entrar de lleno en las tareas de estas Górtes, ha. remos mencion de un incidente que va a dar idea del estado de las relaciones del gobierno de entonces, con la Francia.

En la sesion del 7 de enero de 1812, pidió la palabra en el Congreso de los diputados el señor Serrano, y dijo:

«Señores: hace dias que se habla en los círculos políticos, que la imprenta se ha ocupado, de un asunto grave de etiqueta entre nuestro gobierno, y el embajador nombrado por S. M. el Rey de los franceses, cerca de nuestra corte. Los periódicos de hoy anuncian que el señor conde de Salvandy, salió anoche con su comitiva para Francia. Yo quisiera que el señor ministro de Estado, que está presente, tuviera la bondad de dar esplica. ciones sobre este asunto, en cuanto no se comprometa el interés

nacional, el primero que debe guiarnos en todos nuestros pasos: quisiera que la nacion española supiera hoy por boca del señor ministro de Estado, qué motivo ha podido tener el embajador de Francia cerca de nuestra corte, para retirarse de esta manera. Quisiera que en consecuencia, la nacion representada por nos. otros, pudiera decir si merece ó no su aprobacion la conducta del gobierno; quisiera hacer ver á la faz del mundo entero, que la nacion española que sabe guardar sus derechos, que ama la paz, que respeta á todos los pueblos y desea marchar por el camino de la libertad, no teme nada cuando se trata de su honor y de su decoro..

El ministro de Estado, dijo: «El Congreso conocerá que la interpelacion que acaba de hacer el señor diputado, es grave é importante, y que el gobierno debe obrar con mucha circunspeccion y prudencia, para satisfacer á S. S., al Congreso y á la nacion toda.»

«El señor conde de Salvandy, nombrado embajador cerca de S. M. la Reina doña Isabel II por S. M. el Rey de los franceses, ha tenido la pretension de presentar las credenciales á S. M.»

« El gobierno español ha creido que la Reina en su menor edad no podria ejercer algun acto de autoridad, y ha tenido la

profunda conviccion de que el embajador debia presentar sus . credenciales al Regente del Reino, que ejerce toda la autoridad

del Rey. El gobierno español, señores, estaba seguro de los precedentes que ha consultado para resolverse á tomar esta determinacion, ademas de otro pensamiento dominante que ha tenido el gobierno, y ademas de otra razon incontestable que despues espondré francamente al Congreso. El gobierno español lenia; primero, el precedente del conde de Rayneval, embajador nombrado por S. M. el Rey de los franceses, que presentó despues de la muerte de S. M. el señor don Fernando VII, sus credenciales á la Reina Regente; despues vino el embajador monsieur Latour Maubourg, y tambien presentó sus credenciales á la Regente de aquella época; vino porteriormente el señor de Fesensach, y presentó igualmente sus credenciales à la misma señora Regente de aquella época; vino en seguida el señor conde de

« AnteriorContinuar »