Imágenes de páginas
PDF
EPUB

la real instruccion, por la cual co miras de ata- ble. Y por otra de 19 del mismo enero, vista la jar los daños resultantes de la saca de tabacos de repugnancia que manifestaba el vecindario a la la isla de Cuba para reinos estraños, dejando la comision de Leon, se fia a la discrecion y pruPeninsula sin el que necesitaba para su abasto, dencia del gobernador para devolverla á aquel, se prohibió espresamente, autorizándose á la luego que realizado el establecimiento y pasado constituida superintendencia direccion general aiguu tiempo, se creyera conveniente. Antes de para comprar todos los que se cosechasen de establecerse el estanco, yarias cédulas se diricuenla de la rcal hacienda con la intervencion gian á recomendar el fomento de las siembras, del vecdor, contador y tesorero de la dependen- y para comisiones especiales de compras y recia, y para que al efecto coustiluyese factores mesas, como la que tenia don Manuel Palacios, en Bayamo, Trinidad , Santi-Spiritus y Cuba. á cnya disposicion para el efecto la de 19 de Se fijó, que el consumo de Europa y América se abril de 1698 mandó poner 200.000 ps., ó lo suponia ser, en España de 5.000.000 de libras, mas que existiese del buceo de buques. para reinos estrangcros de 1.500.000; para las Una consecuencia natural del cstanco del taislas Canarias de 500.000, para Lima

у

Buenos- baco decretado en 1717 fué el establecer la facAires de 200.900, Chile 100.000; y 500.000 ma- toria general con el preciso destino de alender nojos para Portovelo, Carlajena y Campeche. al surtimiento de la Peninsula , y asi permaneSe determinaron las porciones y precio de cada cieron las cosas con alguna modificacion basta una de las cuatro clases, á que habia de redu

la ereccion de la real compañia en 1740, que cirse el general beneficio , á saber, real y medio bajo la inspeccion del gobernador capitan genede plata la libra de tabaco verdinflor; por la li- ral como su jucz conservador, se encargó de las bra de tabaco seco molido y pasado por la misma compras y remesas de los labacos necesarios al tela que el verdinflor, un real de plata; 11 rs. pla

abasto de los reinos de Castilla, igualmente que la por la arroba de hoja de tabaco para cigarros del bencficio y conduccion de los azúcares y y morteros, y un real de plata por la libra de corambres de la Isla , cuyos obtenidos adelantos tabaco de rollo. Y con objeto de facilitar las com- en su desempeño nos refiere la historia de Arrale pras y remesas á la Peninsula sc arregló igual- il cap. 29. En 1762 entró de nuevo la factoría á mente una compañia comercial, a la que por me- ser la esclusiva compradora para remitir á Esdio de su comisario en Cádiz se entregaban paña 116.000 arrobas de la hoja bajo la autoridad anualmentc 200.000 ps. para el empleo de efec- y vigilancia de los superintendentes del ramo los de comercio libres a la entrada en la Habana que lo fueron primero los capitanes generales; à condicion de devolver 400.000 por cuenta de desde 1783 los intendentes de ejército; y en 1804 la negociacion de tabacos. — Por rcal cédula de hasta la estincion del estanco cn 1817 hubo dos 5 de enero de 1719 se le pedia al director Leon superintendentes con especial real nombramienJa remesa de 2.700.000 libras repartidas en las lo. Hecha pues esta breve reseña de las vicisi clases de hoja , rollo, verdin molido, y molido ludes que corrió el establecimiento de factoria seco, de la mas selecla calidad que fuera posi-basta su cesacion (1), que se cfectuó de todo

(1) Datos de la factoria de la Habana recogidos por el Sr. Sayra. - Desde 1761 a

fiu do 1812 remitió en rama y polvo á las administraciones de Europa, arrobas. Costó su elaboracion, pesos. Produjeron en venta , graduando la libra å 40 reales vellon.

Utilidad liquida para la real hacienda.

3.986.522 22.713.015 199.612.720 176.899.675

[ocr errors][merged small][merged small][merged small]

De una visila dispuesta por el superintevdente del ramo en 1811 resultó haber en toda la Isla 3.996

o

punto en cumplimiento de un decreto de las nisterio fiscal, cuyos articulos se aprobaban, á cortes en octubre de 1821, se hará de las dis-cscepcion del 2.o qnc prohibia á los vegueros posiciones espedidas en proteccion del ramo sembrar granos y viandas al liempo que lo haantes, y despues de esa época.

cian del tabaco, pues que en todos podian practicarlo para su subsistencia , como se acordó en

junta de factoria de 26 de enero de 1767 (1) preVegas deslinadas à cultivo de tabaco. - Provi

viniéndose que el arrendamiento de las tierras dencios y órdenes espedidas pura su fomento.

fucse al precio mas moderado, y recomendando

al subdelegado de Villa-Clara la proteccion y El auto primitivo de vegas dictado por el go- amparo de los vegnieros para el fonsento de bernador don Juan Salamanca en 15 de octubre sus labores, pero conicniéndolos de manera, de 1659, recayó á peticion del sindico procura- que no sc perjudiquen los lacendados en sus dor general de la ciudad de Trinidad, para que

respectivas crianzas, sino que se concilien anilibremente pudiesen los vecinos hacer siembras, bos importantes objetos. Y el insinuado reglade tabaco en las vegas de los rios Agabama, mento que propuso la fiscalia, para conciliar la Caracusey y Arimao en conformidad de la cos- justicia de todos los interesados, sochia 16 de fetumbre de mas de 40 años en que estaban de

brcro del citado año de 1786, dice: dicho cultivo de vegas, de cuya destruccion se 1.° « Que aunque la agricultura del tabaco es seguiria mucho mal al vecindario; y en su vir

de privilegio, por lo que inlercsa el real lisco, tad se declaró: que podian proseguir abriendo para que condescendientes ó involuntarios los rozas en dichos rios con casas y lo demas nece

dueños de las haciendas se les permita , no con sario para el beneficio del tabaco, sin que lo pu- perjuicio de los fines para que las tienen , bien diesen embarazar los dueños de halos y corrales sea de cria ó labor, ni del interes que entre por donde pasan sus corrientes, pena de 100 du- otros es gage del legilinjo dominio , es preciso cados; y que en las sucesivas mercedes de tier. se determine el arrendamiento que han de pagar ras se esprese y declare, que se dan sin per- en cada un año de los que ocupan el territorio juicio de la apertura y labranza de vegas de á proporcion de esłc, ó del número de brazos tabacos, que no podrian impedir los pescedores que trabajen en la siembra de tabacos. de corrales ó hatos por ningun titulo.

2.° Que se ha de limitar a la sienibra de esta Con los vegueros del rio de Sagua se ofreció especic en las estaciones correspondientes, y otra cuestion, quc la intendencia de ejército y solo en los intermedios que haya de unas á superintendencia de tabacos decidió por su auto olras, les será licilo a los vegueros sembrar grade 17 de mayo de 1786, acompañando para su nos y berzas para el consumo y vender lo socumplimiento la instruccion formada por el mi- brante,

vegas realengas, 962 de particulares, y 13.663 eriales, y que podrian aumentarso con 20.000 mas en las márgenes de rios. - Ea 1827 ocapaban este cultivo 5,534 vegas, que prodnjeron 500.000 arrobas dedociendose así con el dato de que una caballeria de tierra por término medio rinde 60 cargas 0 360 arrobas de hoja , que correspondian á 1.389 caballerías; bien que hoy las empleadas deban pasar de 5.000 por haber cuatriplicado el producto,

El señor Sagra gradua para dicho año de 27 por minimum del consumo, ó de la diferencia entre la produccion y la estraccion 414.120 arrobas. — La estraccion por años desde 1826 hasta 42 (véase tom. 1, pág. 135) marcha en considerable aumento. Del examen de las balanzas de 1842, 43 y 44 aparece baberse esportado en el primero 237.713 arrobas de tabaco en rama, y 150.290 millares del torcido; en el segundo del en rama 288.329 arrobas y 257.997 millares del torcido; y en el año de 1844 del tabaco rama 185.350 arrobas, y del torcido 158.505 millares, con 2.021 arrobas del picado, 3 con 5 libras de rapé, y 193.489 cagetillas de cigarros de papel.

(1) Bn ella se acordó á los labradores de tabaco de Puerto Principe la facultad de cultivarlo a las márgenes de rios que no lo biciesen los dueños de las hacie das, sin perjuicio de la crianza, y por un moderado arrendamiento de las tierras asi ocupadas, y de las qne labrasen para su subsistencia, y no babiendo acuerdo en el cánon, lo arregle la justicia,

3.° Que la tierra que de acuerdo con el due- ros el criar aves dentro de su pertenencia. ño de la hacienda , y en caso de discordia resol- 11. Que con título de montear ganados bravios viese V. S. ó sus subdelegados, ha de labrar, que llaman cimarrones, castrar colmenas, ni uno ó muchos vegueros unidos, se ha de cercar otros motivos especiosos de que suelen valerse de manga por estos, siendo la hacienda de ga- los vegueros, no han de correr ni talar los camnado mayor y caballar, y de pie en las que sean pos y bosques de la hacienda en que lengan esde cerdos, ó donde haya de unos y otros, como

tablecida la vega, ni en las vecinas, bien sea dia medio proporcionado de redimir al dueño y ar- de fiesta ó de trabajo, pues su ocupacion desde rendatario de los múlyos perjuicios y discordias hoy debe ser la agricultura principalmente de que vienen sin esta precaucion.

tabaco, y lo demas que se le permite dentro de 4. Que estas cercas no se unirán de unos en la tierra que tuviere arrendada. otros vegueros, sino que cada uno seguirá su 12. Que antes ni despues de dejar, ó que se le pertenencia separadamente, para que quedando arroje por juez competente al veguero, no ha de via libre entre los estremos de estension de seis lener accion a demandar en juicio y fuera de él, varas castellanas, puedan pasar francamente los paga de la roza del bosque limpio del terreno, ganados á pastar y beber.

que hubiere ocupado por uno ó muchos años, va5.° Que las fábricas serán de maderas y paja, lor de fábricas, cercas,

siembras de árboles conforme á práctica , y en cuanto scan precisas frutales y otras algunas plantaciones.

y beneficiar el tabaco, pudieado añadir á estas quisieren subarrendar la vega que ocupe, ha de principales piezas una cocina y un gallinero. ser bajo las propias obligaciones que lo ligan, y

6.° Que para construir estas casas, ban de de acuerdo con el señor de la hacienda.» poder cortar las maderas redondas de costumbre en bosques de la propia hacienda, sin que Proteccion á vegueros. Ordenes por hucienda, por pretesto alguno derriben por el tronco, ni cortar ramas de los árboles frutales para la cria A los de Trinidad y Puerto-Principe sc manda de ganados principalmente de cerda.

prestar los ansilios necesarios, para no ser in7.° Que por tomar la paja que llaman de gua- quictados en sui posesion y cultivo del tabaco, no, con que han de cubrir y formar las casas, no por real orden de 11 de marzo de 1798, que han de derribar las palmas, sino por medio de trae la enunciativa de que las tierras situadas en trepaderas han de cortar sus pencas de abajo las mirgenes de los rios en toda la estension que para arriba, dejando siempre intacto el cogollo estos las bañan con sus crecientes, deben consiy las últimas que le circundan, a fin de que no derarse bajo el dominio privativo de la soberase esterilice.

nia, yno de los hacendados como lo intentan (1). 8.° Que tampoco han de poder corlar los ra- Con el propio fin y como á protector especial cimos de palmiche esten sazonados ó no, por del ramo se comunicó al capitan general en 15 ser esta fruta necesaria a la crianza de cerdos, del citado marzo.- Y la de 24 de setiembre sique aprovechan á proporcion la que va madu- gniente vuelve a reencargar la proteccion a los rando y cayendo.

labradores de tabaco por el gran beneficio que 9.° Que dentro las cercas que ciñen el ler- de conservarles en quictud redunda al estado y reno que estuviesc arrendado, solo lian de poder crario. tener un perro para la guarda de su vega y de Continuando la dispensacion de gracias y fadia atado; uno ó dos caballos para su servicio: vores á este cultivo, la real orden de 26 de enero una baca de leche, y uno ó dos cerdos para su de 1801 releva por 10 años de la contribucion gasto en corral ó chiqucro.

de diezmos los rompimientos de tierras eriales 10. Que tambien será licilo á los vegue- como se destinasen sin intermision á la siembra

(1) Contra este concepto sobre que descansaba el suspenso acto de la superintendencia de 30 de enero de 1828 en el largo espediente del asunto, que pende en su tribunal sobre el arbitrio de cultivar vegas en las márgenes de rios, hacen valer en defensa los bacendados sus mercedes y títulos de dominio, corrohorados entre otras órdenes posteriores por la fundamental del caso de 19 de julio de 1819.

del tabaco, haciendo estensiva la esencion a los que la junta sc proponga observar uda perfecta frutos y animales que crien los mismos labra- igualdad con todos , procurando tomar de cada dores para su alimento, conforme acordó la uno las márgenes que permitan sus haciendas, junta. Y la de 23 de enero de 1805 otorgó ge- segun su cabida y situacion , teniendo siempre neralmente la exencion del diczmo de tabaco á consideracion a dejar las márgenes competentes, los labradores que se dedican á su cultivo , en en que puedan tener algun pasto y descanso sus los mismos términos que se concedió al azúcar ganados.» y café.

Fuero de empleados. Real orden de 25 de enero de 1801, contestando al proyecto de comprar tierras al intento por Tambien á los empleados y dependientes de cuenta de S. M. en el partido de Guanes. El la factoria se protegió con la concesion de un acuerdo de la factoría no viene acompañado de fucro personal, que les declaraba la real órden la instruccion necesaria para la mas acertada de 23 de marzo de 1784 , y les mandó continuar resolucion, pues las noticias quc en él șc citan, la de 30 de noviembre de 1818, para que en sus en orden a la concesion de los terrenos, y sus causas particulares y delitos comunes de que fue. derivaciones hasta los actuales poseedores, las sen reos, conociesc en primera instancia el pricondiciones de las primitivas mercedes ó gra- mer gefe del ramo; gracia hoy reducida a los cias, y las reservas con que estas se hicieron en muy pocos cesantes que deben existir del abofavor de la corona , podrian servir bien realiza- lido establecimiento. — Este fuero era desconodas de otros tantos datos seguros, que condu- cido en Méjico, donde no vino á plantearse el jesen al acierto en un asunto, co que por estar estanco hasta 1764, rigiendo para la sustanciapor medio el respetable derecho de la propiedad, cion de causas de fraudes del ramo la instrucmerece toda la atencion a la invariable justiciacion particular de 5 de febrero de 1768 arrcde S. M.; sin embargo no puede desconocerse la glada a la general espedida para la Península en incontestable regalia de tomar de sus vasallos ó 22 de julio de 1761. rehaber las posesiones, derechos y pertenencias que tenga por convenientes dándoles una equivalente recompensa , que las leyes llaman buen Segunda época, la de libertad del cultivo y vencambio, siempre que intervengau causas eviden- las de tabaco con sus consiguientes disposicioles de necesidad y utilidad pública, cuya rega

Real decreto de 23 de junio de 1817. lia tiene mas espedito uso y ejercicio en los fondos ó posesiones que proceden de egresion de «El Rey. - Dedicado, desde que la divina la corona, de cuya clase son los terrenos de que providencia me ha restituido al trono de mis mase habla. Conforme á cstos principios quiere yores, á procurar por todos medios la felicidad S. M. que la junta disponga prontamente la com- de mis amados vasallos , fomentando la agriculpra de cuenta de la real hacienda de todos los tura , el comercio y la industria de mis reinos, terrenos posibles en el partido de Guanes , para decaida enteramente por efecto de la guerra didistribuirlos en suertes que se cultiven y pro- latada y desoladora que han sufrido mis pueblos, duzcan, procurando hacerlo del modo mas aná- establecí por mi real decreto de 30 de mayo úllogo á las circunstancias de dominio absoluto , o timo, el sistema que me ha parecido mas conparcial que concurran en los poseedores, ó pro- veniente á la administracion y recaudacion de pietarios, para lo cual será muy importante que las rentas de mi corona, y las economias posibles, la junta se dediquc sin pérdida de momento á á fin de no gravar á mis súbditos en mas de lo examinar las primitivas mercedes, las reservas justo y necesario para atender á las cargas y que contengan, y el uso ó abuso que se haya obligaciones que pesan sobre el tesoro rcal, prohecho de ellas, comprobando del modo posible porcionándoles al mismo tiempo todos los alivios las noticias que se indican en la propuesta y compatibles con el sagrado cumplimiento de acuerdo, para que prévias estas indagaciones, aquellas. Continuando en mis atenciones у

cui puedap llevarse á efecto las soberanas disposi- dados, hasta poner en estado de perfeccion 10ciones de S. M. Podrá ser de mucho influjo para dos los ramos de las rentas públicas, segun he atraer a los hacendados á una racional avenencial manifestado en mi citado decreto , destruyendo

nes.

todos los obstáculos que se opongan á cllo; y á la contaduría general de Indias y á los fiscales considerando por otra parte que solo un comer- del Perú y Nueva-España , me ha propuesto cio libre y protegido entre españoles curopeos cuanto le lra parecido conveniente. y americanos puede vivificar en ambos hemisfe- A fin de asegurar mas y mas el acierto en la rios, y aun restituir a su antiguo esplendor la resolucion de este importante asunto be oido agricultura, el comercio , la industria y pobla- tambien à la direccion general de rentas, á la cion, fijé mi soberana atencion sobre el fomento contaduria general del ramo de tabacos, y á otras y cultivo de la preciosa planta del tabaco, tan personas ilustradas y celosas de mi servicio y importante por el privilegio esclusivo que la del bien comun de la nacion. Todas las que me naturaleza ha dado al suelo de la isla de Cuba han manifestada que los benéficos descos que de producirla de la mas esquisita calidad del mis augustos predecesores se habian propuesto mundo.

desde principios del siglo último de aprovechar La España , que tiene en este ramo agricole 5 las ventajas, que ofrecia el tabaco de la isla fabril uno de los articulos mas preciosos quie de Cuba por su sobresaliente calidad y esquisiconducir a todos los mercados de Europa, sc to gusto, no habian tenido efecto, por haberse ha visto por su estanco y por la falta de libertad desviado del camino que dictaban la razon y los en su plantacion , fabricacion y circulacion pri- | buenos principios, cual era el de la libertad y vada en aquel pais de inmensos capitales, y los proteccion, sin las cuales ningun cultiro puede habitantes de la Peninsula del gusto de disfrutar prosperar. Así sucedió, sin embargo de que mi de un género que tanto aprecian, y precisados augusto lio y predecesor Fernando el VI (que en al consumo del poco saludable tabaco del Brasil paz descanse) en el año 1760 con los objetos say de la hoja mas desprcciable de la América ludables de aliviar al comun de cosccheros de inglesa.

esta planta, perfeccionar su cultivo, y fomentar La crrada política que en esta parte se ha ob- las siembras, dispuso la creccion de la factoria scrvado bajo el cspecioso titulo de celo por los que en el dia se conoce, prohibicndo la cstracintereses del real crario, autorizando indirec- cion del tabaco á paiscs cstrangeros, y consigtamente la estraccion de inmensos caudales de nándola 400.000 ps. sobrc las cajas de Méjico, entre nosotros, y la privacion en que ha puesto cl puntual pago á los cosecheros, el aumento de á mis provincias americanas de poder estrechar precios segun la estimacion de su calidad, y que cada vez mas y mas sus relaciones mercantiles se proveyesc al Perú y Méjico de lo que pcccsicon sus hermanos de la metrópoli para poder tara, permitiendo la estraccion a la Peninsula dar múlya salida á sus frutos y artefactos, fué con despacho y pago de derechos; encargando una de las causas que contribuyó á quc mirasen á la junta que se mandó formar, procurase cl con indiferencia el cultivode sus feraces campos. mayor beneficio de la renta , y que los labra

Para acudir al remedio de estos males, clevar dores y cosecheros viviesen tranquilos, gobercl cultivo del tabaco al grado de prosperidad y nándoseles por reglas de prudencia , con otras aprecio de que es susceptible, y dar á mis vasa- oportunas prevenciones a su fomento, reconollos, aun los mas distantes en mis dominios de ciniento, recibo y remision de tabacos á EspaAmérica, una prueba sólida y efectiva del inte- ña, habilitacion de puertos y embarque, lo cual res que Yo mc tomo en hacerles participes del lampoco correspondió á sus benéficas intenciosistema de administracion establecido en la Peninsula, y con particularidad á los fidelisimos Todavía en los años de 1783 y 1793 fué prchabitantes de la isla de Cuba por su heroismo, ciso dar a esta factoría diferentes formas, aumenconstante fidelidad y amor que siempre han con- tando el situado á 500.000 ps., y renovando los scrvado á mi real persona en medio de las gran- cncargos sobre el fomento y mejora del culdes convulsiones de América : resolvi que el tivo, haciendo conocer a los labradores la consejo de aquellos dominios me consultase cuan- obligacion á que estaban constituidos por sus to estimasc conveniente á combinar los intere- contratas, pagándoles con puntualidad sus preses de aquella Isla con los de la metrópoli. Este cios; pero prohibiendo al mismo tiempo su cstribunal, correspondiendo a mi confianza con el traccion al estrangero y la fabricacion a los paracierto que acostumbra, despues de haber oido | ticulares, creando visitadores y estableciendo

nes.

« AnteriorContinuar »