Imágenes de páginas
PDF
EPUB

convenios y tratos con Castilla, para el matrimonio de su hijo con la infanta Doña Isabel; pero no nos atrevemos á consignar que estas Cortes de Zaragoza sean las mismas de 1 466, que durasen el 69 por sucesivas prórogas; dando de vida á dicha legislatura, mas de tres años. En lo que no hay duda es, en que la legislatura concluyó el mes de Mayo, socorriendo al rey con algunas fuerzas militares.

En el mismo año de 1469 volvió Don Juan á convocar las 1469. Córtes en 5 de Setiembre para el 15 de Octubre en Monzon. Fueron generales de los reinos, pues se trataba de la defensa de todos ellos, y principalmente de Cataluña , invadida á la sazon por el duque de Lorena, que venia en socorro de aquellos sublevados. Esta legislatura duraba el año de 1170, porque estándose celebrando, donó el rey á D. Dionisio de Portugal para sí y sucesores, las villas de La Real

y Cambriles. Deshiciéronse las Córtes generales de Monzon en 1470, el 22 de Setiembre, prorogándose las de Aragon para 29 del mismo en Zaragoza. Allí debieron concluir durante el mismo año 70 ó principios del 71, porque Zurita en el cap. XXXIV libro XVIII, refiriéndose al año 1471 dice: «Estando el rey en Zaragoza á 30 del mes de Setiembre, mandó hacer llamamiento de Córtes para los deste reino, para la misma ciudad; para procurar de ser servido con alguna gente de guerra para las costas de Navarra y Cataluña, con esperanza que en lo de Cataluña se feneceria la guerra, con muy pequeño socorro y servicio que se le hiciese; teniendo en tanto peligro, no solo lo de Sicilia, pero lo que tenia por mas importante, lo de la sucesion del rey su hijo en los reinos de Castilla.» Estas palabras indican, que la convocatoria de Setiembre de 1474 fué 1471. para nueva legislatura, y no proroga de la que nació en Monzon. Preciso es reconocer en tal caso esta legislatura intermedia entre las de 1470 y 1474, que la Academia pone como correlativas, sin decir una sola palabra de las que indica Zurita en el expresado capítulo.

El estado popular de Aragon, volvió a reunirse sin con

currencia de los otros tres, en Zaragoza el año 1472; teniendo por objeto conceder al rey un año de sisa como socorro para la guerra ; pero hallándose á la sazon dividido todo el reino en armas por los bandos de Lunas y Urreas, las ciudades y villas mandaron á sus procuradores abandonasen la reunion, disolviéndose esta sin votar la sisa.

Las Córtes de 1471 se habian ya despedido por Setiembre de 1473, cuando el príncipe Don Fernando se hallaba doliente en Tortosa. Así que mejoró trasladóse a Zaragoza, y allí convocó Córtes á los aragoneses, para pedirles subsidio y pagar al rey de Francia. Tampoco la Academia de la Historia dice nada de esta legislatura; pero Zurita, que es la gran autoridad de Aragon, la menciona en el cap. LIX del lib. XVIII. «Fué este destrozo desta gente francesa á 14 del mes de Setiembre: y estando el rey de Sicilia doliente en Tortosa á 20 del mismo, por haber espirado las Córtes del reino de Aragon, y convenir que se convocasen de nuevo, dentro de seis dias se

puso en camino y vino á Zaragoza; para donde mandó con173. vocar las Cortes á los deste reino; por procurar que el rey

fuese servido en ellas, en ayuda de la paga, que se habia de hacer al rey de Francia, por el empeño de los condados de Rosellon y Cerdania. Lo que no podemos asegurar es, si se celebró ó no la legislatura convocada ; siendo de presumir su reunion, porque los apuros económicos aumentaban, y eran grandes los compromisos en que se hallaba el rey Don Juan.

. El príncipe de Aragon Don Fernando convocó las Cortes 1474. para Zaragoza el 1.de Noviembre de 1474, y ya en 14 del

mismo mes manifestó a los estados, haberlos reunido á fin de que socorriesen al rey su padre en la guerra del Rosellon. Protestaron las Córtes no poderse convocar en ausencia del rey, pero consintieron en hacerlo por esta vez, sin que este consentimiento se pudiese invocar nunca en perjuicio de los fueros y libertades del reino. Instaba el príncipe por el pronto socorro y auxilio al monarca: dilatábando no muy propicias las Córtes, hasta que dieron tiempo llegase á Zaragoza la noticia de la muerte de Don Enrique IV de Castilla, acaecida en Madrid el 11 de Diciembre. Urgia al principe presentarse en Castilla, para que la tardanza no le perjudicase, ni á su esposa Doña Isabel, en la sucesion de aquel reino, y con este motivo se presentó á las Cortes declarando, que si no se le otorgaba el socorro dentro de veinticuatro horas, se ausentaria de todos modos á Castilla. Los estados entonces le concedieron en el acto quinientos ginetes por cuatro meses. No habia perdonado medio Don Fernando para arrancar á las Córtes la concesion de este auxilio; pues con objeto segun parece, de imponer y atemorizar a la representacion nacional, mandó dar garrote secretamente, sin forma alguna de proceso y manifiesto contrafuero, al jurado primero de Zaragoza Jimeno Gordo, atribuyéndole delitos que no fueron probados. Esta ejecucion arbitraria, y otras de personas menos importantes, no lograron imponer á las Córtes; pero causaron en todo Aragon grandes temores, acerca de lo que sucederia cuando el príncipe subiese al trono.

Ausentóse Don Fernando de Zaragoza, y quedó por lugarteniente general del reino para continuar la legislatura, su hermana la infanta Doña Juana , quien la continuó parte del año siguiente. Deseaba el rey sacar las Córtes de Zaragoza, y trasladarlas á la ciudad de Alcañiz. No está muy bien averiguado, el por qué las Córtes se negaban á esta traslacion; negativa que no pudo vencer Don Juan, y que ocasionó la inmediata disolucion para convocar otras nuevas. Sin embargo, debian estar aun reunidas en 29 de Marzo, porque en este dia fué asesinado Lázaro de Borau lugarteniente del Justicia, cuando trataba de ejecutar en la villa de Alagon una providencia contra Juan Perez Calvillo ; expresando los historiadores aragoneses, haber sido tal la impresion que este asesinato produ. jo en Zaragoza, que las Córtes se suspendieron por diez dias, hasta que el crímen recibió el merecido castigo. Resulta pues, que esta legislatura de 1474 y parte de 1475 no tuvo otro objeto que arbitrar recursos para la guerra de Rosellon; poner dando por

remedio a las alteraciones y bandos que ensangrentaban el reino, y á otros males que traian consigo las contínuas hostilidades de que fue objeto el rey Don Juan, sin que en ellas se hiciese ningun fuero.

Convocó el rey nuevamente las Cortes para Zaragoza el 25

de Octubre del mismo año, que prorogó luego para el 31 del 1475. mismo ; y en 12 de Noviembre manifestó Don Juan , que el

objeto de la convocatoria era pedir recursos para la guerra que le hacia el rey de Francia Luis XI en el Rosellon, y dar cuenta de lo que habia emprendido el rey de Portugal en Castilla, sobre la sucesion de aquella corona. Que era preciso proveer a la defensa del reino, y de los derechos del príncipe Don Fernando al de Castilla, y Ordenar la administracion de justicia, «que estaba desobedecida en grande ofensa de Dios y en daño suyo y del reino.» Las Córtes se dividieron en pareceres, acerca de si se debia ó no conceder al

rey

el socorro pedido para las guerras emprendidas,

resultado la di. lacion en prestar auxilios. El rey no queria se disolviese ésta legislatura hasta que le otorgase el servicio; pero sus partidarius le representaban, que no lo conseguiria interin hubiese contradiccion, ni aprovecharian en nada los trabajos de las Córtes, por lo que era preciso seguir uno de dos caminos, ó prorogar indefinidamente la legislatura, ó disolver las Córtes y convocar otras nuevas. El rey optó por la próroga, temiendo que la disolucion agriase mas los ánimos y le negasen rotundamente el servicio que pedia. Esta proroga debió hacerse despues del mes de Mayo de 1476; porque la hizo el mismo rey en Zaragoza, despues que la infanta Doña Juana en 28 de dicho mes, avisó á su padre, del estado y espíritu que dominaba en las Córtes.

Dos fueron pues las legislaturas que llenaron el año 1475: primera, la convocada en 11 de Noviembre de 1474, que se extendió hasta pasado Marzo de 1475 y la nuevamente convocada para fin de Octubre del mismo año, que continuaba abierta, Ÿ presidiendo la infanta Doña Juana en 28 de Mayo

de 1476, prorogada despues de esta fecha por el rey que al objeto se presentó en Zaragoza.

Dudoso es si las Córtes que dice Zurita haber celebrado el rey de Aragon por Enero de 1477 (cap. II, lib. XX de los Anales) son las anteriores prorogadas, ó si despedidas estas, se convocaron nuevamente aquellas. Proviene la duda, ya de la poca expresion de Zurita, ya del error de imprenta que creemos existe, en el año de 1 477 que inserta con números romanos y que nosotros calculamos debe decir 1476, que fue cuando el rey de Castilla llevó á la princesa su hija, desde Toro á Medina del Campo; no pudiéndose alargar este hecho á la navidad de 1477, como supone el error de imprenta.

Nos inclinamos á creer que estas Córtes de 1477, fueron las mismas prorogadas en 1476, y que duraban reunidas por Mayo del 77, en que volvieron á ser prorogadas por otros tres meses; no habiendo existido legislatura en 1478, como supone la Academia de la Historia, alucinada con el indicado error de imprenta , á no que Zurita tuviese la costumbre de alargar las fiestas de Navidad a los primeros dias del año siguiente; pero en todo caso y por los sucesos que dice acaecidos en Castilla , no pueden referirse á otro que al de 1476, en que se dió la batalla de Toro.

Esta Crónica parlamentaria de Don Juan II es de suma importancia para el conocimiento de algunas instituciones aragonesas. Cierto es que solo las dos legislaturas de Calatayud de 1461 y Zaragoza de 1467 se ocuparon de leyes civiles; pero los trabajos de las primeras, componen una parte interesante del fuero aragonés, y forman época en su historia legal. Las demás reuniones de Córtes aparecen esencialmente políticas, pero hemos creido no deber omitir los asuntos de que se ocuparon, para ilustrar el conjunto de la institucion representativa aragonesa.

En 19 de Enero de 1479 murió en Barcelona el rey. Don Juan á los ochenta y dos años, cuando se preparaba á tener una entrevista con su hijo el rey de Castilla. Su testamento

« AnteriorContinuar »