Imágenes de páginas
PDF
EPUB
[ocr errors]
[ocr errors]

que

que es la más antigua copilación, sólo contiene, como va
dicho, las disposiciones que se dictaron con posterioridad
á 1525; la de Diego de Encinas contiene algunas anterio-
rés, á esta fecha, y la oficial de 1680 no trae las disposicio-
nos integras y se qmiten aqnellas que al publicarse se es-
timó habían sido derogadas expresamente ó caído

por
diferentes razones on desuso. Las obras de Solorzano, de
Frasso, de Pinelo y otras análogas escritas con un sentido
tłoctrinal,"sólo citan las partes de los documentos que ha-
cen á sn propósito, prescindiendo completamente de su or-
den cronológico.

De lo dicho resulta claramente que lasta ahora no se ha emprendido ningún estudio histórico acerca de la legislación de Indias, y como el asunto es tan interesante para ilustrar la historia de aquellos extensos países, al publicar fina colección de documentos legales á ellos referentes se brinda una ocasión natural para intentar un ensayo que necesariamente ha de ser muy imperfecto, porque la materia es muy vasta , porque los elementos que es menester rennir para hacer una obra definitiva están esparcidos en liferentes archivos, aunque los más se conservan en el de Indias, establecido en la cindad de Sevilla, y porque machos de ellos han desaparecido ii consecuencia de las granles vicisitades ocurridas en el presente siglo, ya con motivo de la emancipación de la mayor parte de nuestras posesiones de América, ya por la invasión francesa, pues consta que muchos documentos fueron sastraídos por los invasores de los depósitos en que se custodialan,

De todas maneras, el trabajo que emprendemos podrá servir de punto de partida á otros posteriores y más conipletos, quie contribuyan á dar idea cumplida de lo que Es

[ocr errors]
[ocr errors]

paia hizo para llevar la civilización a las extensas regiuneş en que tan brillante porvenir espera á là hinmanidad, qne tal vez alcatre en aquel inmenso continente el término de sos'destinos terrestres.

IT:

PHINERAS DISPOSICIOXES DE LOS REYES DON FERNANDO

I DO ISABEL PARA EL RÉGIMEN DE LAS INDIAS,

[ocr errors]

No nos proponemos dar a conocer como precedente d. -nuestras investigaciones nada de lo que se refiere-á la civilización lifetylombiana de América, porqne sobre ser asunt: difícil y masia auora rany obscuro, ocuparia grandisimo espacio espioner; aiugite fera muy brevemente, loqne de est: materią se sali; bastará con que retuitamos á los aficionados i esta clase de estudios a las obras que más especialmente

han venjalo dui j'artienlar, y entre ellas úl la llistom. di las costes per Esprin, del P. Fr. Bernardino de Saharun, ti riquisimo y hasta ahora poco explotado. jara el conocimiento de la civilización de los aztecas; á la Ilisturii pole trove os lus Indias, del P. Las Casas, todavia inelita.cu sa inayor parte; á lạ Crónica del P. Diego Duráli, jubiliyatla pior D. José Fernando Ramirez, y cuyo original importërtisimo se conserva en la Billioteca Vacional de Javrid; i la llistórice del Perú, escrita por el Inca Garcilas de la Vieira ya que la llistoria del I'. Jo sef de cortir contiene pocas. Loticias originales, habiendo tömäilo casas de la vira o P. Durin..

[ocr errors]
[ocr errors]
[ocr errors][ocr errors][merged small]

Esta omisiún uo és importante para nuestro objeto ; porque, a pesar de las opiniones de algunos historiadores ame= ricanos, es para nosotros indudable que la civilización: que actnalmente florece en el Nuevo Mundo, nada ó muy poco tiene de común con las civilizaciones que existían á la llegada de los pueblos de Europa que llevaron allí y allí ini

era propia, y resultado de un admirable desarrollo que; empezando por los rudimentos de todas las manifestaciones del espíritn', tales como aparecieron en las tribus de los primitivos aryas, llegaron á sự mayor desarrollo en Grecia y en Roma; ampliándose luego de una nianera maravillosa bajo el benéfico influjo del cristianisnio, hasta alcanzar los resultailos quie hoy se muestran en las grandes naciones de origen aryano, que principalniente pueblan la Enropa y la América.

En virtud de una ley misteriosa cuyos miuistros han sido los últimos emigrantes llegados al Nuevo Mundo, las razas qué åntės lo poblaban, han ido desapareciendo; y todo indiča que acabarín, por dejar expeditos aquellos inmensos territorios á la invasión incesante y á la propagación rapislísima de la raza dominadora. El interés cientifico que ofrece el estudio de la historia precolonibiana de América t's sin dula inny grande; pero no se relaciona de un modo directo con el de la que enipezó a establecerse y desarroHarse desde que aportaron i las islas y tierra firme del ipar Océano las naves españolas conducidas por el inmortal Colón, bajo la gloriosa enseña de Castilla. ¿Puede decirse con entera exactitud que las famosas capitulaciones convenidas entre los Reyes Católicos y el intrépido navzunite genorés, contienen los primeros vestigios de la imatge quedli España á sus dominios en las

[ocr errors][ocr errors]

regiones. ii que con impropiedad hoy. rotoria se dió el nombre de Indias.

En efecto, en las referidas capitulaciones, firmadas en Suuta: Fe el 17 de Abril de 1492, se pactós

«Primoramento, que sus Altezas, como señores de los mares Ocravos, hazen desde agora e don ('hrištonal Colón -u Almirante, en todas aqnellas islas y tierras firmes que por su mano é imlastria se descubrieran o ganaran en las lichas mares Oceanas, jára durante su vida y despues de inviertó'u stiš licretleros y sucesores de uno en otro perpe www.rente, con todas aquellas, preeninencias y prerrogatifax: juortenecientes il ta] oticio, y seguin que don Alonso Enriquez, sn Almirante mayor de Castilla, y los otros préhiusores en el dicho olicio lo tenian yn sus distritos:

»Otrosi, que size ultezas lazen al dicho dori Cliristqual u Visorrer Givernador general con todas las islas y tieThis firmes que como cliclio es el koscubriere ó ganare en lichas marra

que, para el regimento de caila una, pour de llas, liaya seccion de tres personas para

do oficio; y que su: Alterzas tomen r escojari uno, el que wisneri - Siriei, así serán mejor reridas las tierras

uztro Sigor te lejára hallar ó ganar a servicio de

:

..terii

; nu tolas e palesquier inercaderias; siquiera Burkina oraz lireia.ca's

, oro, plata, especerias; ó otras kar mercaderias, lo cnalynes especic, nom

Ta min san, que se comprasca, trocasen, fallaaus vniessuti

, dentro de las limites di dicho alken,

file prà sus Altezas huzen merced al .Cr coul, y quieren que ara y llena para sí la Da je stido ello; quitadas las costasinna erbizie.

[ocr errors]

ren en ello : por manera que de lo que quedare limpio y libre, aja y.tome la décima parte para sí mismo y faga de ella á toda su voluntad, quedando las otras nueve partes para sus Altezas:

ĐOtrosí, á cansa de las mercaderias que él trajere de las dichas islas y tierras que, así como dicho és) se ganaren o descubrieren; ó de las que en trneque de aquellas se tomåren acá de otros mercaderes, naciere : pleito alguno, en el Ingar á donde el dicho comercio ó trato se tendrá 6 färá. que si por la preeminencia de su oficio de Almirante, le pertenecerá conocer de tal pleito, plega á stis Altezas, que él ó'sa teniente, y no otro juez conozca de tal pleito: si pertenece al dicho oficio de Almirante, segun qne lo tenia el Almirante don Alonso Enriquez, o los otros antecesores en sus destritos, y sienilo jasto.

» Item, que todos los navios que se armaren para el dicho trato y negociación, cada y quando y. cuantas veces se armaren, pueda el dicho don Christonal Colón, si quisiere contribuyr en payar la octava parte de todo lo que se gastare en el armazon, y que tambien aya y llene del provecho la octana parte de lo que resultare de la tal armada.)

Basta leer con atención estas capitulaciones, para que desde Inego se conozcan, aunque no lo supiéramos de un modo directo, cuáles fueron los propósitos que movieron ii los Reyes Católicos y á los descubridores del Nuevo Mundo y cnáles los principios ó reglas que los gaiaron en aquella gigantesca empresa, ann antes que pudiesen imaginar siquiera su magnitud. Todos los tratadistas, y especialmente Smit, han notado las diferencias fundamentales y caràcterísticas qne existen entre las emigraciones y colonizaciones de la antigüedad, y las qne se emprendieron al término de

[merged small][ocr errors]
« AnteriorContinuar »